*

Lunes 14 de Octubre, 2019     |     Veracruz.
Suscríbete



Notas recientes

Playa Bagdad, la frontera escondida por la que pasa la droga a EU

La silla rota   /   
 Martes, Septiembre 17, 2019

   

En los últimos años, la frontera de Tamaulipas se ha mantenido en el ojo de los medios nacionales y estadounidenses a causa de la violencia desatada por el crimen organizado y por el alto flujo de migrantes en la zona. Sin embargo, hay un pedazo de frontera de la que apenas se habla de ella.

La Playa Bagdad es un pequeño pueblo que se encuentra en la frontera de Tamaulipas con Estados Unidos. Es una de las pocas zonas donde aún no se ha construido ningún muro, tampoco hay vallas que detengan el paso hacia aquel país. El patrullaje y vigilancia también es mínimo del lado norte.

Del lado estadounidense, se ven llanuras casi deshabitadas. La ciudad más cercana, a 40 km, es Brownsville.

Según la agencia AP, el límite entre ambos países son 25 metros de agua que se pueden incluso caminar en temporadas tranquilas. Sin embargo, dice la agencia, es algo que pocas personas se aventuran a hacer debido a que los cárteles lo usan como cruce de droga y cementerio clandestino, según fija la agencia antidroga de Estados Unidos (DEA). Es por esta razón por la que los migrantes no llegan.

Playa Bagdad ha sido desde los años 80´s un pedazo de frontera por donde se cruza todo tipo de drogas. Aunque la mayoría de la gente se dedica a la pesca, el contrabando de es la principal actividad económica.

"La playa se convirtió en un punto de embarque y desembarque de droga rumbo a Texas", según contó Sammy Parks, agente especial de la DEA, a AP.

El lugar es controlado por ex oficiales que ahora colaboran con el narco; policías, militares, marinos, etc. De los mil 215 elementos de la Guardia Nacional no hay ninguna presencia.

Es un pueblo sin vigilancia, sólo hay una carretera del lado mexicano a 15 kilómetros al sur de la frontera. Es el lugar perfecto para el transporte de droga, dicen los pobladores.

Lo que menos quieren los capos es ver el lugar lleno de fuerzas de seguridad que les complique el negocio.

"Si empieza a brincar gente, vas a ver patrullas de aquel lado", dicen.

Con información de La Silla Rota

   


Visitas:


Encuesta




Nación & Mundo