*

Sábado 15 de Agosto, 2020     |     Veracruz.
Suscríbete



Notas recientes

Ignora Insabi su presupuesto y qué enfermedades atenderá

La silla rota   /   
 Lunes, Julio 6, 2020

   

A seis meses de su entrada en vigor, el Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) continúa operando sin que se hayan publicado sus reglas de operación, que tendrían que haber estado listas a más tardar el pasado 30 de junio. Especialistas destacan que el tema más preocupante es la falta de una estructura de financiamiento definida, porque si sigue como ahora, "no es sostenible".

El pasado 1 de enero de 2020 comenzó a operar el Insabi, tras la abrupta eliminación del Seguro Popular, con el objetivo de brindar servicios de salud y medicamentos gratuitos a toda la población que no cuenta con seguridad social, que hasta ese momento sumaban 69 millones de mexicanos.

El 29 de noviembre de 2019 se publicó en el Diario Oficial de la Federación el decreto por el que se reforman, adicionan y derogan diversas disposiciones de la Ley General de Salud y de la Ley de los Institutos Nacionales de Salud, con el cual se creó el Insabi.

En el documento se menciona que "el Ejecutivo Federal deberá emitir las disposiciones reglamentarias que permitan proveer en la esfera administrativa lo previsto en el presente Decreto, dentro de los 180 días siguientes a la entrada en vigor del presente decreto", por lo que el 30 de junio era la fecha límite para que se publicaran las reglas de operación del Instituto.

A la fecha, las reglas de operación del Insabi siguen sin ser publicadas, esto se debe a que gran parte de las cuestiones legales se detuvieron debido al decreto de emergencia sanitaria por covid-19 en el país.

Sin embargo, sin reglas claras, se mantiene la incertidumbre la manera en la que va a ser financiado y si se van a cubrir todas las enfermedades, tal como lo ha dicho el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Algunos de los cambios que sí se han hecho en el Insabi fue la ratificación el pasado 30 de junio de los cuatro coordinadores Nacionales: Alejandro Calderón AlipiAlejandro Svarch PérezCarlos Sánchez Meneses y Victor Lamoyi Bocanegra, así como titulares de otras áreas.

Asimismo, se publicó el pasado viernes un documento firmado por Juan Ferrer, director general del Insabi, en el que se emiten los criterios generales para la programación y el ejercicio de los recursos para la prestación de servicios y medicamentos.

En el texto se dan a conocer algunos detalles sobre los mecanismos de transferencia de recursos a las entidades federativas y sobre cómo será la supervisión del presupuesto ejercido.

El financiamiento, lo más preocupante

Para Judith Senyacen Méndez, coordinadora de Salud y finanzas públicas del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), la situación es compleja, ya que "a pesar de que a principios de año se anunció que ya contábamos con el Instituto de Salud para el Bienestar y con un sistema universal, la realidad es que a la fecha todavía no tenemos ni el reglamento ni definida una estructura de financiamiento. Ni siquiera en el presupuesto aprobado en 2020 se dio un incremento sustancial en los recursos.

"Estamos todavía con esas interrogantes de cómo va a quedar la participación de los estados, con las cuotas, qué pasara con los estados que ya en papeles no se vayan a adherir al Insabi. Un punto muy importante es cómo se va a seguir financiando el Fondo de Protección Contra Gastos Catastróficos, bueno ahora Fondo del Bienestar", señaló.

Mientras que Mariana Campos, coordinadora del Programa de Gasto Público y Rendición de Cuentas de México Evalúa, indicó: "A mí me preocupa mucho la situación del Insabi, porque en primer lugar su financiamiento es, en mi opinión, no sostenible. Tenía el financiamiento del sistema presupuestario que estaba destinado al Seguro Popular, pero el Insabi hizo una propuesta más amplia de una cobertura universal.

Ambas especialistas recordaron que en el Presupuesto de Egresos de la Federación no se aumentaron los recursos para el Sector Salud y que al nuevo Instituto se le otorgó lo que estaba destinado para el Seguro Popular, pero para su arranque se tomaron 40 mil millones de pesos que estaban en el Fondo de Protección Contra Gastos Catastróficos.

Campos alertó que de seguir a este ritmo, los recursos de este fondo sólo permitirían que el Instituto continuara operando durante tres años. "Desde luego, preocupa que no parece ser que podamos calcular todavía el dinero que nos puede costar Insabi, con precisión, porque no hay reglas de operación, entonces, ¿cómo estimar el costo? y me parece poco serio que se lance un sistema de salud sin tener previsto su funcionamiento".

En tanto, Sánchez detalló que en materia presupuestal, lo primero que se necesitaría hacer es nivelar el gasto por persona que había en el Seguro Popular a un gasto por derechohabiente del Instituto Mexicano del Seguro Social, pero para lograrlo se necesitaría invertir alrededor de 162 mil millones de pesos anuales.

La incertidumbre en la atención

Mariana Campos expresó que otra de las preocupaciones ante la incertidumbre en la que permanece el Insabi es que tampoco hay claridad sobre la atención que se birndará en los hospitales. Explicó que  en el Seguro Popular había personal que se encargaba de dar seguimiento a cómo operaba el aseguramiento, pero fueron despedidos.

"Yo fui a hacer entrevistas en algunos hospitales y los médicos y especialistas dicen es que nosotros no operábamos la prima ni cómo funcionaba exactamente. Imagínate  la torpeza de lo que se puede estar cometiendo, de que a algunas personas se les dan unos servicios, a otras otros, o sea se pueden estar incluso cometiendo injusticias por la falta de precisión y de guía sobre su funcionamiento

"Creo que la existencia de un sistema se basa precisamente en su diseño, en su operación, en su financiamiento, si esos elementos no existen, pues no se ni de qué estamos hablando", señaló.

Asimismo, personas con enfermedades que eran cubiertas en el desaparecido Seguro Popular, actualmente continúan con la duda si el Insabi va a cubrir sus tratamientos. Tal es el caso de quienes viven con mieloma múltiple.

El pasado 1 de junio La Silla Rota publicó una entrevista con Paulina Rosales, directora de la organización Unidos... Asociación Pro Trasplante de Médula Ósea, quien dijo que estaban a la espera de que se publicaran las reglas de operación del Instituto para conocer si se incluirá al mieloma, ya que llevan años luchando por eso.

"Tendrán que estar todas las reglas del Insabi para el 30 de junio, entonces vamos a estar muy al pendiente, para ver si efectivamente ya se publica esta nueva reglamentación y ver nosotros en donde quedamos", declaró Rosales en esa ocasión y todavía no hay una respuesta.

Con información de La Silla Rota 

   


Visitas:


Encuesta




Nación & Mundo