Debido a la reforma fiscal, la inflación fue mayor a la esperada en el país, es decir, un 4.5 por ciento más, dijo el presidente de la Confederación Patronal Mexicana, Juan Pablo Castañón Castañón.

Además precisó que con base a los datos de la Asociación de Tiendas de Autoservicio, hubo un decrecimiento del 1.7 por ciento en ventas, esto debido a la desconfianza de los propios consumidores.

Es necesario, agregó, mejorar esa tendencia contrarrestando el fenómeno de la inseguridad que se ha dado en los últimos meses.

Si bien delitos de la violencia urbana (robos) han bajado, reiteró el empresario, esto no ha sucedido así con los secuestros, el cobro ilegal de piso y las extorsiones.

Puntualizó que es necesario frenar estos ilícitos, pero hay que enfocarse en lograr que los recursos federales lleguen a los estados, para que haya obra pública que detone su desarrollo.

Juan Pablo Castañón negó categóricamente que exista un condicionamiento del gobierno Federal, para el retiro de amparos de empresarios hacia la reforma hacendaria.

El presidente de la Confederación Patronal Mexicana estuvo en el Café de la Parroquia, ahí sostuvo una reunión con el Secretario de Desarrollo Económico Portuario, Erick Porres Blesa, para establecer lo “que podemos hacer en conjunto para el desarrollo de Veracruz”, detalló.

Finalmente, manifestó su interés de hacer una política de gobierno, en conjunto, no sólo con ellos sino hasta con universidades a fin de establecer un centro de investigación que incorpore técnicos e ingenieros a esas cadenas de valor.