El legislador local Carlos Gabriel Fuentes Urrutia afirmó que de continuar el aumento de robos, secuestros y extorsiones se verá afectado el desarrollo en la entidad.

Microempresarios del centro de la capital han decidido cerrar ante los constantes atracos sufridos en el primer cuadro de la ciudad, señaló el congresista.

El Instituto para la Seguridad y Democracia ha encontrado que los municipios más afectados por la violencia, sobre todo en lo referente a homicidios, muestran una disminución de 1.2 por ciento en sus ingresos, puntualizó Fuentes Urrutia.

El legislador agregó que la percepción del aumento de la violencia obliga a los ciudadanos a modificar sus hábitos de compra; evitan salir en ciertos horarios a la calle, lo que afecta el consumo de bienes y servicios.

La inseguridad aunado a los escasos incentivos para el emprendimiento, afectan gravemente a la economía en Veracruz, dijo el congresista.

Fuentes Urrutia mencionó que los empresarios veracruzanos están dispuestos a colaborar con las distintas entidades gubernamentales involucradas en el tema de la seguridad, incluso donaron equipo de videovigilancia en fechas recientes.

Es necesario replantear la estrategia de combate a la inseguridad que se lleva a cabo en Veracruz, los delitos menores como los robos, laceran de igual manera que lo hace el narcotráfico a la sociedad.