Xalapa, Ver.- Las redadas migratorias realizadas en Estados Unidos tuvieron como resultado la deportación de 200 veracruzanos y se sabe que un grupo más, se encuentran en estaciones migratorias detenidos.

La directora de Atención a Migrantes, Claudia Ramón Perea explicó que de los 200 veracruzanos deportados, algunos se quedaron en la línea fronteriza con la intención de lograr cruzar al país vecino.

Debido a que la política migratoria de Estados Unidos es cada vez más rígida, dijo la directora, los mexicanos cada vez tienen más temor por intentar cruzar la frontera.

Sin embargo, recordó que la canciller de México en Estados Unidos, a través de unidades móviles asisten a las comunidades para darle la información a los connacionales sobre las redadas que realiza el gobierno americano.

“Les dan toda la información a los connacionales, no sólo cuando es una redada, sino también que si hay redada, se les pide que sean notificados al consulado”, expuso la directora.

Detalló que estas acciones de redadas han perjudicado a las familias mexicanas que viven en Estados Unidos, porque cuando caen en manos de las autoridades, son regresados.

Mencionó que hay casos de padres y madres mexicanas que han sido regresados y sus hijos se ven obligados a quedarse solos en aquel país, porque ya obtuvieron la nacionalidad americana.

“Hay mujeres que deciden dejar sus hijos allá, o mujeres que han fallecido y sus hijos se quedan allá.

No es tan fácil traer a un menor estadounidense a México, tiene que ser bajo las reglas y leyes de allá”, indicó.

Especificó que en Estados Unidos, las autoridades para entregar a un menor de edad con nacionalidad americana a una familia Mexicana, lo primero que revisa es la situación económica, con el fin de que se le garantice al niño o niña una estancia segura y estudios. 

Avc