Xalapa, Ver.- Más de mil 300 estudiantes de la Escuela Normal Veracruzana Enrique C. Rebsamen se encuentran en paro indefinido para exigir el pago de dos millones de pesos de becas promedio y manutención pendientes desde hace un año.

Antonio Guajardo Jiménez,  presidente del Comité Ejecutivo Estudiantil Normalista, señaló que también exigen a la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan), la entrega de recursos que debió enviar a la Normal para mantenimiento en 2014.

Reveló que hay cientos de estudiantes normalistas de escasos recursos que exigen su beca, pues es la base para su mantenimiento  y sin ella se pone en riesgo la continuidad de sus estudios:

“De beca promedio nos deben un millón 490 mil pesos, y de becas manutención son también más de un millón de pesos, en algunos casos el adeudo es de un año, o varios meses”.

El estudiante también reclamó que urge que la Sefiplan libere los recursos enviados por la federación para el mantenimiento de las escuelas, pues si los recursos no se aplican antes de diciembre tendrán que devolverse a la federación y para el 2017  los recursos vendrán recortados.

“Este es el  único presupuesto, y hemos sobrevivido con el dinero que la misma escuela genera, pero hay instalaciones en malas condiciones, viejas, y necesitamos el dinero para resolver esto”, señaló.

Ante el cierre de la administración actual el próximo 30 de noviembre,  y el riesgo de que se vayan sin pagar, los estudiantes permanecerán en paro hasta tener una respuesta.

Decidir entre comprar material escolar o comer

Desde hace dos meses, Juan Jesús Villa Domínguez, estudiante de la Licenciatura de Educación Telesecundaria de la Escuela Normal Veracruzana, tiene que hacer ajustes a su gasto mensual.

Algunas veces no le alcanza el dinero para comprar material escolar, y otras tiene que saltarse comidas para hacer rendir su gasto semanal.

Originario de Vega de Alatorre, a cuatro horas de la capital del estado, es beneficiario de la beca manutención que otorga el gobierno federal mensualmente para jóvenes de escasos recursos, pero hace dos meses la tiene detenida.

Ahora se ha enterado que el recurso de su beca y de la de cientos de compañeros suyos, llegó a las arcas de la Sefiplan, pero no se entregó a los estudiantes.

Juan de 22 años, este lunes decidió sumarse al paro indefinido de estudiantes normalistas para exigir el pago de becas manutención y becas promedio.

Cada mes con retraso, Juan Jesús recibe 830 pesos mensuales que sumados a su gasto semanal que envía su familia le ayudan a vivir en Xalapa.

“Soy de una familia de escasos recursos  y me veo limitado, y algunas veces padezco por el mate 

Avc