Ciudad de México. El Hospital General La Raza del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) fue evacuado parcialmente esta mañana debido a que llegó un paciente con intoxicación con fosfuro de aluminio, sustancia altamente tóxica, la cual había respirado durante las pasadas 48 horas.

El director del nosocomio, Guillermo Careaga, informó que la persona afectada es un hombre de 38 años, quien llegó por sus propios medios con dificultad para respirar, opresión en el pecho, mareo, náuseas, dolor abdominal y deshidratado.

El paciente estuvo en contacto con la sustancia en el transporte de carga que conducía y en el cual llevaba granos de cacao que habían sido fumigados con el fosfuro de aluminio. El contacto se dio por una fuga de aire en el interior del vehículo.

Ante el riesgo de que otros pacientes se contaminaran, las autoridades decidieron desalojar el área de urgencias y trasladar a los pacientes a otras áreas del mismo hospital o incluso a sus hospitales de zona.

La Jornada

[relativa1]

[relativa2]