Ciudad de México - Luego de la trifulca suscitada en el Estadio Luis Pirata Fuente en Veracruz, tras el partido que los Tiburones Rojos perdieron 3-0 contra Tigres, la Comisión Disciplinaria abrió una investigación.

En un comunicado, el organismo informó que se abrió un proceso de investigación por los hechos violentos y que al término de las averiguaciones informará el resultado y determinará lo conducente.

[relativa1]

De acuerdo con el artículo 50 del Reglamento de sanciones, el club es responsable de la seguridad en el estadio y deberá contar con la fuerza pública y privada necesaria para "guardar el orden" en el inmueble y sus inmediaciones, situación que no ocurrió.

Las sanciones por estos hechos podrían alcanzar una multa de 3000 UMAs que serían unos 226,470 pesos y un veto al estadio.

[relativa2]

La Disciplinaria también podría sancionar al técnico de Tigres, Ricardo Ferretti, por los insultos contra la afición de los escualos, pues en el mencionado reglamento -en el artículo 32- se tipifican ese tipo de actitudes.

"Hacer señas, gestos o actitudes que impliquen un comportamiento obsceno e injurioso para el público, Jugadores e integrantes de los Cuerpos Técnicos.

1 a 3 partidos de suspensión y multa de 18 a 450 UMAs", señala el documento. 

Avc