Coatzacoalcos, Ver.- Pacientes de la unidad de hemodiálisis del hospital 36 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) denunciaron que los equipos con los que reciben atención se averiaron.

Los afectados explicaron que este problema inició hace 15 días y hasta el momento la empresa contratada por el instituto para la prestación del servicio no se ha hecho responsable.

“No sirven las máquinas que generan el agua purificada, están fallando constantemente, en menos de 15 días hemos tenido suspensión tres veces y nos preocupa más a los del grupo de las siete de la mañana de martes, jueves y sábado porque siempre recae en nosotros”, expresó la señora Alejandra Villalbazo Robles.

En entrevista, explicó que los pacientes con problemas renales son atendidos en grupos que llegan a las siete de la mañana, otro a las diez y media, uno más a las dos y media, luego a las cuatro de la tarde, a las seis, nueve de la noche y una de la madrugada.

Avc

[relativa1]

[relativa2]