La Junta de Coordinación Política (Jucopo) aprobó este miércoles un acuerdo para que cuando las sesiones se prolonguen por más de cuatro horas, los senadores cuenten con una barra de alimentos que incluye frutas, semillas y bebidas especiales.

El costo de dicha barra no podrá exceder los 6 mil pesos; además los senadores no contarán con edecanes, ni meseros, sino que ellos mismos bajarán a un salón que existe debajo de sus escaños por los alimentos y regresarán a sus lugares y con ello apoyar el plan de austeridad del presidente electo Andrés Manuel López Obrador.

El lunes pasado, el presidente de la Mesa Directiva del Senado, Martí Batres, se pronunció por el #TuppersChallenge en el que demostró que él lleva comida de casa para comer en su oficina y no cargarle los gastos al Senado.