Xalapa, Ver.-En medio de empujones, gritos, y acusaciones de una mordida, se desarrolló la audiencia de pruebas y alegatos del primer proceso de juicio político que se le sigue al Fiscal General del Estado, Jorge Winckler Ortiz, por el supuesto delito de tortura.

El titular de la FGE llegó 10.55 al salón Sebastián Lerdo de Tejada a reunirse con los integrantes de la Comisión Instructora y la parte acusadora -abogado Jorge Reyes Peralta- , para presentar las pruebas que refutan las acusaciones en su contra.

Winckler Ortiz llegó minutos antes a la sede del poder Legislativo, su entrada no fue captada por los medios; se dirigió a la oficina del coordinador panista Sergio Hernández y amparado por los integrantes de la fracción legislativa se enfiló a su reunión con la Comisión Instructora.

Previo a su ingreso al auditorio se dijo tranquilo y confió que no será destituido pues no hay elementos legales para revocar la designación que le otorgaron 38 diputados de cinco partidos políticos de la LXIV Legislatura.

[relativa1]

El 30 de diciembre, en sesión ordinaria de la pasada Cámara, Jorge Winckler fue designado Fiscal General de Veracruz para el periodo 2016-2025.

Mientras Winckler Ortiz declaraba, el abogado Jorge Reyes Peralta permanecía en la parte alta de las escalinatas que conducen al Auditorio, esperando que los medios dejaran de lado al Fiscal General y se percataran de su arribo al salón de la reunión.

El litigante, quien se menciona como potencial sucesor del abogado de los veracruzanos, esperó por más cinco minutos con sus colaboradores, haciendo antesala para pasar frente a los reflectores.

Su llegada al salón fue en medio de empujones, y es que en la entrada personal de seguridad seleccionaba a las personas que podían ingresar a la audiencia, limitando el paso a todos aquellos que no fueron acreditados por la comisión Instructora.

Previo a la audiencia se afirmó que la reunión podría ser abierta, por lo que Reyes Peralta pidió se permitiera el ingreso de los representantes de los medios de comunicación, pero elementos de seguridad lo impidieron.

Legisladores del PAN intentaron acompañar a Winckler Ortiz con el argumento que al ser diputados no se les podía negar el acceso al espacio, sumado a que las partes solicitaron que la audiencia se diera de manera pública.

Rene Sosa, Adjunto de la Dirección Jurídica, reconoció que aún y cuando tiene derecho a transitar en cualquier área de la sede del poder Legislativo, no estaba permitido su ingreso a la audiencia, pues el acuerdo era que solo participaría la comisión Instructora y los abogados de ambas partes.

Fue en ese momento que la diputada del PAN, María Josefina Gamboa Torales, fue señalada de “morder” a uno de los abogados que acudieron a la audiencia de pruebas y alegatos del fiscal general Jorge Winckler Ortiz, así como a una policía del IPAX, lo que Reyes Peralta también acusó en redes sociales.

Después de algunos minutos de intentar su ingreso, los panistas optaron por despejar el área del auditorio; apenas se retiraron del espacio llegaron integrantes de Colectivos de Búsqueda para exigir la salida de Winckler Ortiz.

Representantes de varios puntos del Estado se quejaron de los nulos resultados de la Fiscalía General, pues no hay avances en las investigaciones por la desaparición de personas.

[relativa2]

Winckler destaca que defiende la autonomía de la Fiscalía

Jorge Winckler Ortiz confió que los diputados locales –a quienes calificó de honorables y honestos- actuarían apegados a derecho durante el proceso legislativo, pues las denuncias en su contra no tienen validez jurídica.

“Yo no estoy aquí para defender al abogado Jorge Winckler. Jorge Winckler es un abogado postulante exitoso; hoy estoy en defensa de la Institución, en defensa de la autonomía de la Fiscalía General y mandando un mensaje, que si no se defiende a las instituciones públicas –que tiene autonomía- el país no podría avanzar”.

La creación de la Fiscalía como órgano autónomo, refirió, fue con la intención de actuar sin sesgo, y sin ninguna instrucción del Ejecutivo y el Legislativo, con un periodo para trascender a un gobierno o una Cámara.

Durante la audiencia se dio un receso de tres horas, tiempo en el que el Fiscal permaneció al interior del auditorio preparando su defensa.

La historia del juicio

La audiencia de Juicio Político de este miércoles se dio como consecuencia de la solicitud que presentó Gilberto Aguirre Garza, exdirector de General de Servicios Periciales, a quien se le sigue proceso penal por el delito de desaparición forzada.

El exfuncionario que permanece recluido en el Penal de Pacho Viejo, acusó al Fiscal General de torturarlo al interior del Penal, para obligarlo a señalar a Luis Ángel Bravo Contreras como responsable del mismo delito.

La solicitud se presentó en el mes de noviembre y fue el 26 de ese mes cuando se validó su petición al turnarlo a la comisión de Gobernación, así como Justicia y Puntos Constitucionales.

[relativa3]