Xalapa, Ver.-El gobierno del Estado calificó como actos de “terrorismo” los ataques en los que autobuses de la línea Metropolitano fueron baleados por personas armadas en el municipio de Río Blanco el pasado 24 y 25 de enero.

Al respecto el secretario de Gobierno, Eric Cisneros Burgos, exigió a la Fiscalía General del Estado (FGE), a cargo de Jorge Winckler Ortiz, dar resultados en este tema.

“No es posible que entre nosotros queramos generar confusión y terror; cuando se quiere generar terror no solo hablamos de delincuencia organizada, podríamos hablar, sí, de intento de terrorismo porque es lo que se intenta generar.

“Eso desde el gobierno federal y estatal no lo vamos a permitir; sería importante que el Fiscal genere un avance de la carpeta de investigación que lleva abierta por estos hechos”, declaró el funcionario del gobierno de Cuitláhuac García.

[relativa1]

Cisneros Burgos acudió al municipio de Orizaba en donde presentó resultados de la implementación del Programa “Unidos para la Construcción de la Paz” en la zona centro de la entidad que abarca 104 municipios, aseverando que los índices delictivos van a la baja.

Destacó que después de la segunda agresión que se suscitó el viernes de la semana pasada, que dejó un saldo de 4 usuarios del transporte público heridos, la Secretaría de Seguridad Pública implementó un operativo y se localizó el vehículo en el que se trasladaban los responsables.

El secretario de Gobierno añadió que dicha unidad, que tenía cartuchos percutidos, fue entregada a la Fiscalía.

[relativa2]

“Es materia de la fiscalía darle seguimiento a la investigación; el vehículo fue localizado en Río Blanco en donde sucedió dicho lamentable acontecimiento”.

En ese sentido dijo que el gobierno estatal exige resultados en procuración de justicia, sin importar que exista un conflicto político por la permanencia de Jorge Winckler ante los escasos resultados que tiene en esta materia, por lo que lo invitó a presentar sus avances en la próxima reunión del Programa en Orizaba.

Cabe señalar que el Código Penal del Estado, en su artículo 311, define que comete el delito de terrorismo a quien utilizando explosivos, substancias tóxicas, armas de fuego o por incendio, inundación o por cualquier otro medio realice actos en contra de las personas, las cosas o servicios al público, que produzcan alarma, temor, terror en la población o en un grupo o sector de ella.

“Para perturbar la paz pública o tratar de menoscabar la autoridad del Estado o presionar a ésta para que tome una determinación, se le impondrán de tres a treinta años de prisión, multa hasta de setecientos cincuenta días de salario y suspensión de derechos políticos hasta por cinco años”.

[relativa3]