Las impresionantes imágenes de Chicago le dieron la vuelta al mundo. Convirtieron en blanco el gris concreto de edificios y calles, y el azul del mar.

 

Se registraron en Chicago, Illinois, temperaturas de -20 con vientos de hasta -40 grados centígrados durante la noche por la ola polar que azotó a Estados Unidos.

 

 

 

 

Este miércoles en Chicago el termómetro marcó temperaturas incluso más frías que la Antártida, donde actualmente es verano y registran entre -20 y -30 grados.

 

 

La gente no tardó en viralizar en redes fotografías y videos, donde la gente desalojó las calles o aprovechan para divertirse.

 

Incluso el Lago Michigan sufrió congelación de algunos sectores que colindan con la llamada "Ciudad del Viento".

 

 

Las alertas son máximas y piden a la gente no salir. Suspendieron clases, cientos de vuelos y algunos servicios como el postal.

 

 

[relativa1]

[relativa2]