Xalapa, Ver.- En medio de una crisis de imagen y credibilidad del gobierno municipal, a cargo de Hipólito Rodríguez, se anunció un enroque en el área de comunicación social a donde llegará Mauricio Villa, en sustitución de Luis Guillermo Manzano Sánchez.

Versiones extraoficiales confirman que Manzano Sánchez podría permanecer en nómina, ahora en el área de Ediciones, Publicaciones y Registro Municipal.

Por su parte, Villa se desempeñaba como enlace de comunicación social del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF), que encabeza Rosío Córdova Plaza. Trabajó, por algún tiempo, como productor de la televisora estatal Radio Televisión de Veracruz (RTV).

Su encomienda como encargado de comunicación social de DIF fue poco visible, incluso en el portal de dicho organismo asistencial no aparece el directorio, ni existe un apartado en el que se difunda información del área.

[relativa1]

En cambio, es la propia área de Comunicación Social del municipio la que emitió, al menos en lo que va del mes de mayo, dos notas informativas sobre el trabajo del DIF y los directores de áreas.

El boletín 1528 difunde los beneficios del programa de asistencial médico que atiende a más de 7 mil xalapeños. El comunicado 1523, informa de la reparación de sillas de ruedas a bajo costo.

Su función como encargado del organismo asistencial se limitaba a alimentar las páginas de Facebook: Voluntariado DIF Municipal Xalapa y DIF Municipal, en donde se reproducen los boletines del área de la que ahora será responsable.

Villa es esposo de Janet García González, Directora General del Consejo Municipal de Asistencia Social (Conmas), organismo público descentralizado que se encarga de defender, orientar, y ayudar a la población y los grupos más vulnerables de Xalapa “con eficiencia, eficacia, honestidad y lealtad”.

[relativa2]

La crisis de Comunicación Social

Desde el inicio de la administración municipal han sido constante la confrontación del alcalde Hipólito Rodríguez Herrero con los medios de comunicación. Sus ataques y denostación la ha sustentado en la negativa del municipio por otorgar contratos millonarios a los dueños de las empresas periodísticas.

Ha acusado a los medios de ser corresponsables del descrédito de la administración municipal, que en 2018 fue reprobada por los capitalinos, luego de que el PRD realizó una encuesta ciudadana en la que obtuvo la calificación de 5.8. Hipólito Herrero destacó que la medición era aprobatoria.

Los datos determinaron que el 71 por ciento de los capitalinos no votarían por Rodríguez Herrero, el 25 lo respaldaría nuevamente y el 4 por ciento no sabe qué hacer.

En abril de este año el Heraldo de México realizó una nueva encuesta en la que Hipólito Rodríguez Herrero fue considerado como uno de los cinco alcaldes más ineficientes a nivel nacional. Un 18.9 por ciento opina que es capaz, pero un 81.1% opina que no es eficiente en la administración pública.

La nula política de comunicación social afectó la imagen del gobierno que ha peleado de manera constante con los medios, el propio responsable del área debió ser sancionado por la Contraloría Interna del Ayuntamiento al violar la veda electoral en la campaña del 2018.

El funcionario municipal usó las redes sociales para difundir acciones de gobierno, a pesar de que la ley electoral solo permite publicitar acciones de seguridad, protección civil y salud. Manzano Sánchez expuso información sobre la inauguración de obras públicas, hecho que fue controvertido por el PAN y el Tribunal Electoral ordenó al municipio sancionarlo en agosto de ese mismo año.

Las peleas

Ante la queja reiterada de los automovilistas por los baches de la ciudad, el alcalde Pedro Hipólito Rodríguez Herrero, responsabilizó a Petróleos Mexicanos de no entregar AC20, material que se usa para rellenar los hoyancos, declaró en septiembre del 2018.

Al inicio de este 2019 inició una confrontación con la empresa Veolia, encargada del Relleno Sanitario del Tronconal, con la que se mantiene un adeudo superior a los 31 millones de pesos. El alcalde se niega a pagar por el servicio al considerar que la ampliación del periodo de la concesión fue irregular y que la empresa no cumple con las cláusulas del contrato.

En abril de este año se informó que el municipio iba a reintegrar más de 3 millones de pesos de fondos federales, que no se aplicaron en obra pública. Ya con anterioridad se había confirmado el subejercicio de 15 millones de pesos que no se gastaron en tiempo y forma, tal como lo marcan las reglas de operación.

En ese mismo mes, aparecieron en el parque Juárez letras monumentales con el nombre de la ciudad en el parque Juárez, el color y la leyenda de éstas desató fuertes críticas a la administración municipal en redes sociales. Su costo fue de 101 mil pesos.

En todos los casos, el alcalde consideró que los hechos se magnificaron por los medios de comunicación y los responsabilizó de la “campaña negra” en contra del municipio.

Ante ese escenario de confrontación se prevé un enroque en Comunicación Social a partir del próximo 1 de junio.

[relativa3]