Xalapa, Ver.- “Claro que la transformación lleva su ritmo y su tiempo”, reconoció el gobernador, Cuitláhuac García Jiménez, durante su primera comparecencia en el Congreso de Veracruz. Asimismo, culpó a “adversarios políticos” de orquestar campañas contra su administración. 

Ante legisladores, el mandatario reconoció que, ante  “cuestionamientos legítimos sobre algunos aspectos pendientes, no se puede ignorar o no querer ver que apenas transcurrido un año, hemos superado ya a las anteriores administraciones en trabajo, honestidad, buenas finanzas y mayor seguridad”.

García Jiménez reconoció que, como funcionario público, apenas suma cuatro años: tres como diputado federal y uno como gobernador. No obstante, aseguró que, en comparación con sus antecesores, no ha adquirido ranchos, ni yates, ni casas nuevas de millones de dólares, ni mansiones en el extranjero”. 

“Aunque de este cambio no quieren hablar nuestros opositores; les reitero, el pueblo no se equivocó, hizo muy bien en “mandar a volar” a los gobernantes más corruptos de la historia de Veracruz para que llegara la cuarta transformación”, sostuvo en el pleno del Congreso local.

En el tema de seguridad, el mandatario estatal solicitó un año más para ver resultados. Y, ante críticas de diputados panistas por delitos como secuestro y feminicidio –que ubicaron a la entidad a lo largo de 2019 en primer lugar nacional- dijo que el índice delictivo es un 20 por ciento menor al del año anterior. 

Reiteró que durante su administración no se ha pactado con grupos de la delincuencia organizada, aunque reconoció que estas células se afianzaron en la entidad.

Por otro lado, señaló que para  focalizar las zonas de atención prioritaria, implementaron programas a través de la Secretaria de Desarrollo Social. 

Resaltó los programas "Sembremos Bienestar Común”, “Mujeres Emprendedoras” y “Módulos hacia la Autosuficiencia Alimentaria”; como parte de la estrategia para impulsar el desarrollo de los veracruzanos. 

García Jiménez resaltó las acciones que han llevado a la mejora de los sistema de distribución de agua en el estado, así como de desecho de aguas negras. 

En total, las obras beneficiaron alrededor de 2 millones de ciudadanos. 

A decir del Gobernador, "el pillaje y el desorden administrativo no nos detuvieron, pero sí nos ha costado tiempo y recursos económicos adicionales para agilizar las acciones de transformación."

En este sentido, aseguró que al implementarse el dinero en acciones y no desviarlas en campañas políticas partidistas "se hacen muchas cosas". 

Por otra parte, respecto a la deuda pública del estado, señaló que las finanzas del Veracruz "son del peor desastre económico habido en un estado a nivel nacional". 

"Los 18 millones de deuda que se tenían en Veracruz en el año 2000 se convirtieron en 45 mil millones de pesos 19 años después. Ahora tenemos que sortear los intereses que van desde 4 mil millones de pesos hasta los 5 mil millones anuales." dijo. 

Deuda a la que se agrega el reciente crédito bancario que Gobierno Estatal solicitó para poder el pago de aguinaldos y gastos de fin de año, que consistente en dos mil 400 millones de pesos. 

Señaló, respecto a las finanzas del estado, los rubros que fueron impulsados con presupuesto: 550 millones de pesos más a Seguridad Pública; 74 mdp a Desarrollo Económico; 73 más a Turismo. Y 89 millones para atención integral a víctimas. Esta última, con un aumento de 1500% respecto al año anterior. 

Al campo se le designaron 259 millones más. Y el presupuesto de la Secretaría de Infraestructura y Obras Públicas se elevó en 988 millones.

En cuanto a las acciones encaminadas a la preservación del medio ambiente, señaló que se destinó 1 millón 400 mil pesos a la conservación de la tortuga marina. Logrando tan solo con las actividades del “Centro Veracruzano de Investigación y Conservación de la Tortuga Marina”, la protección de 12 mil nidadas, 771 mil huevos y la liberación al mar de 584 mil crías.

El mandatario felicitó a los empresarios que se sumaron a al programa para erradicar los plásticos de un solo uso, pactado el pasado 17 de septiembre con la Procuraduría del Medio Ambiente. 

Para concluir el acto de comparecencia rindió cuentas sobre apoyos entregados al campo, entre ellos el Fortalecimiento del Cultivo de Palma de Coco con planta certificada y dos viveros para su reproducción, con un monto de inversión de 10 mdp para el establecimiento de 828 hectáreas.

Adicionalmente se crearon 41 mil 500 jornales, en los municipios de Gutiérrez Zamora, Nautla, Papantla, San Rafael, Tecolutla, Vega de Alatorre y Tihuatlán.

"Hemos emprendido el camino del cambio verdadero y vamos bien" finalizó el mandatario. 

[relativa1]

[relativa2]

Fotografía cortesía de Yahir Ceballos