Coatzacoalcos, Ver.- En Coatzacoalcos -una de las ciudades con mayor presencia policial en Veracruz- comerciantes son afectados por una modalidad de robo denominada “cortinazos”, mediante la cual establecimientos son abiertos por la fuerza con barretas y posteriormente saqueados. 

En menos de tres meses se han registrado al menos 21 robos en tiendas de diferentes giros sin que hasta el momento haya detenidos. El secretario de Seguridad Pública, Hugo Gutiérrez Maldonado, reconoció este 9 de enero que se trata de una banda delincuencial, cuyos integrantes, dijo, ya fueron identificados. 

Uno de los casos más recientes, que quedó en intento de robo, fue grabado por cámaras de seguridad de un local dedicado a la venta de ropa y muestra el modus operandi de los delincuentes. 

E-Consulta Veracruz tuvo acceso a un video de 2 minuto y 27 segundos, donde se aprecian 4 sujetos -cubiertos con gorras- que llegan a pie hasta el local del atraco. Uno de ellos vigila desde la esquina, mientras otros tres pasan de largo. Una vez seguros de no ser observados por autoridades se acercan a la cortina del lugar con herramientas. 

Un sujeto, en primer plano, rompe los focos del negocio. La persona que cuidaba desde la esquina habla en altavoz por su celular. Así pasan varios minutos hasta que el hombre que quebró los focos esta vez rompe las cámaras de seguridad. 

El delito no se consumó debido a que los propietarios del lugar se percataron del intento de robo y llamaron al número de emergencia. Policías arribaron hasta la tienda ubicada en la calle Juan Escutia, pero no hubo detenidos. 

El 25 septiembre de 2019 se registró el primer caso en una tienda de telefonía celular, ubicada sobre la avenida Hidalgo entre Pedro Moreno y Matamoros, frente al mercado Morelos.

Dos días más tarde, fue una tienda Elektra ubicada sobre la avenida Carranza esquina con Miguel Hidalgo; lo mismo ocurrió en farmacias, en una distribuidora de telefonía Telcel, tiendas de pinturas, de autopartes, muebles, material médico, dulce. En 2020, suman cuatro robos con el mismo modus operandi, mostrado en el video. 

La mayoría de los comercios afectados se encuentran en la avenida Universidad, en la zona conocida como Palmitas; en la avenida Juan Escutia, colonia Benito Juárez; y colonia Manuel Ávila Camacho, en la zona centro.

Algunos comerciantes afectados prefieren no denunciar debido a que no saben con quién acudir, y, han asegurado a este medio que desconfían en autoridades municipales y en la Fiscalía del Estado.

En entrevista, uno de los afectados, recriminó que policías de la Fiscalía tomaron nota del robo que sufrió su negocio, pero, aunque se comprometieron a informarle si había cámaras de video vigilancia alrededor, no lo hicieron. 

“A nosotros quedaron de retroalimentarnos si había algunas cámaras a nuestro alrededor, pero hasta la fecha no hemos tenido ninguna información ni espero que la tengamos”, agregó.

Los comerciantes que todavía no han sido afectados, se mantienen con temor de ser las nuevas víctimas, por lo que pidieron a las autoridades que actúen ante estos hechos.

“La verdad sí da miedo porque uno deja su negocio sin vigilancia y sin nada y al otro estén las cortinas abiertas, pues sí da miedo”, dijo un propietario de una refaccionaria, del que mantiene a toda su familia. 

El presidente de la Asociación Civil “Ciudadanos Unidos por Coatzacoalcos”, Raúl Ojeda Banda, lamentó que estos robos “cortinazos” se sumen a la lista de otros delitos impunes que, dijo, mantienen desolada y en crisis a la ciudad.

“Es tremendo, vemos ahorita que el delincuente ya no hay quien lo límite, primero empezaron las extorsiones, luego las extorsiones en los negocios, el derecho de piso sigue por toda la ciudad y se dieron que es muy fácil abrir una cortina, jalar una cortina y no hay autoridad que lo detenga, eso es triste, es peligroso aparte ver que la autoridad no está trabajando “, agregó el también empresario.

El alcalde de Coatzacoalcos, Víctor Carranza Rosaldo, se ha limitado a negar que los policías municipales estén involucrados en estos “cortinazos”, como había corrido el rumor de que eran sospechosos.

Incluso, aseguró que se mantiene el reforzamiento de la seguridad con la Guardia Nacional, el Ejército y la Marina, a pesar de que no se ve una disminución en este y otros actos delictivos.

[relativa1]

[relativa2]