Xalapa, Ver. - El presunto abuso sexual de tres niñas la escuela Carlos A. Carrillo del municipio de Jilotepec, derivó en la toma de las instalaciones por padres de familia y pobladores del municipio, quienes inconformes ante la situación impidieron el paso de docentes y alumnos. 

Las acusaciones giraron en torno a un profesor de nombre Carlos, quien presuntamente sustrajo a las menores de clases como informática y deportes, con el argumento de que una de ellas estaba atrasada en otras materias y las pondría al corriente. 

De acuerdo con los padres de familia, el docente se quedaba a solas con una de las menores en algún salón, y abusaba de ella; además les mostraba videos para adultos.

Presuntamente, el hombre les hacía regalos como pulseras o lapiceros para mantener a las menores en silencio. Según padres de familias, el profesor eligió a menores en situación vulnerable, para reducir las posibilidades de ser descubierto. 

Por estos hechos, ya existe una denuncia en la Fiscalía General del Estado (FGE), instancia que realizará las investigaciones para determinar la reponsabilidad del docente en los hechos por los que se le acusa. 

Durante el diálogo, autoridades escolares mencionaron que el docente al momento de ser señalado fue retirado de sus labores, pero quienes se manifestaban reprocharon no haber sido informados de la situación. 

Al lugar, acudieron autoridades de la Secretaría de Educación del Estado (SEV), quienes manifestaron que las diligencias relativas a la investigación. Así mismo, se presentó la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) para levantar el registro de los hechos.

Fotos: Cortesía Pablo Ambrosio

[relativa1]

[relativa2]

[relativa3]