Xalapa, Ver.- Como parte de las acciones en la investigación de actos de corrupción en el poder Judicial, el encargado de despacho de la Fiscalía Anticorrupción, Alfredo Lizárraga Corona, ha “invitado” a comparecer a algunos jueces, que han optado por tramitar amparos para no presentarse.

Un caso, es el de la Juez Ludivina García Rosas, quien logró un amparo para evitar ser detenida. La integrante del Poder Judicial ordenó la liberación de Roberto “N”, exdirector de la Fuerza Civil durante el gobierno de Javier Duarte, acusado de desaparición forzada.

Como garantía entregó 4 mil 500 pesos, “En razón que de negarse dicha medida cautelar se podrían causar daños de imposible reparación; lo anterior, hasta en tanto se resuelva lo conducente sobre la suspensión definitiva”.

La juez fue citada a comparecer para aportar datos por la investigación número FECCEV/018/2020, sin embargo, recurrió a la suspensión provisional de un juez federal.

La invitación a que la juez compareciera se emitió el pasado 14 de febrero, signada por el encargado de despacho Alfredo Corona Lizárraga, para que se apersonara el miércoles 19 de febrero a las 6 de la tarde, pero no se presentó.

La juez Ludivina García Rosas generó polémica tras ordenar la liberación de Roberto “N”, exdirector de la Fuerza Civil durante el gobierno de Javier Duarte, así como de otros 16 policías.

Los elementos fueron imputados por el delito de desaparición forzada de al menos 15 personas en el caso de la barranca “La Aurora”, en Emiliano Zapata, durante el periodo en que Jorge Winckler estuvo como fiscal general.

[relativa1]

[relativa2]