Xalapa, Ver.- Tras siete meses de promover una separación temporal del cargo, los diputados de Morena y sus aliados validaron la destitución definitiva de Jorge Winckler Ortiz, como Fiscal General del Estado (FGE).

El acuerdo de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) detalla que es necesario tomar acciones legales, luego de que se le separó por no acreditar los exámenes de control y confianza y no comprobar, en los últimos siete meses, su certificación.

Por lo anterior, se planteó que el Congreso tiene la potestad para removerlo y serán respetuosos del proceso legal al que tiene derecho para pedir la restitución al cargo.

Jorge Winckler Ortiz fue nombrado el 30 de diciembre como Fiscal General con 38 de los 50 diputados que integraban la 64 legislatura. El abogado personal del exgobernador Miguel Ángel Yunes Linares, fue separado temporalmente del cargo el 03 de septiembre del 2019, con el voto de ocho de los 10 legisladores presentes en la Diputación Permanente de la 65 Legislatura.

Ante la separación temporal, se nombró a Verónica Hernández Giadáns como encargada de despacho de la Fiscalía General, quien fue ratificada en el espacio, en tanto desde la Cámara local se nombre a un nuevo titular.

Los diputados plantearon que la sociedad veracruzana debe tener certeza y seguridad de que el titular de la función del ministerio público estatal se somete al sistema de evaluación y certificaciones que obedece a un interés público superior que tutela no sólo derechos en lo individual, sino del colectivo.

Desde que fue separado del cargo, Winckler Ortiz omitió ejercer su derecho de defenderse, pues no aportó prueba ni alegato alguno sobre la presunta infracción, por lo que consideraron procedente removerlo de manera definitiva.

También se advierte que la creación del Sistema Nacional de Seguridad Pública instituyó estándares para el servicio público de ministerio público de carácter obligatorio y permanente con el objeto de que toda persona que pertenezca a las instituciones de procuración de justicia preserve su aptitud e idoneidad para el desempeño del cargo, lo que se materializa en la expedición de la certificación, documento que Winckler Ortiz no acreditó.

El acuerdo determinó que, como no había un precedente del tema, era suficiente con obtener la mayoría simple para poder validar la salida definitiva; se contabilizaron un total de 33 votos.

“Se resuelve separar definitivamente al ciudadano Jorge Winckler del cargo de Fiscal General del Estado por el incumplimiento del mandato constitucional de no contar con la certificación, revalidación y registro correspondiente como elementos del acto y condición de su nombramiento para el ingreso y permanencia del cargo”.

[relativa1]

[relativa2]