Coatepec, Ver.- Un año antes de dejar el cargo, la actual excomisionada del IVAI Yolli "N" adquirió una vivienda a crédito en un exclusivo residencial y campo campestre del pueblo mágico de Coatepec.

Por su ubicación, este sitio que conecta con el bulevar Xalapa-Coatepec se convirtió en uno de los preferidos para empresarios y burócratas.

Con el paso de los años, “La Orduña” Residencial y Campestre ganó mayor plusvalía debido a la construcción de diversos fraccionamientos privados para la clase media alta de la zona.

“Ven a vivir con la naturaleza”, invita el letrero colocado en el acceso del lugar, que cuenta con seguridad privada y una caseta de vigilancia para controlar los accesos, sin permitir la entrada a personas ajenas.

En una investigación del Órgano de Control Interno, se encontró que presuntamente la consejera del IVAI adquirió una casa marcada con el número 7 de la calle Liquidámbar de dicho lugar.

También en Coatepec habría comprado los lotes 3 y 4 de la Manzana 8 de la calle Eucalipto esquina Fresno Parque San Andrés; y uno más en la Privada del Ajonjolí en Camino a La Orduña, lo que fue reportado a la Fiscalía Anticorrupción. 

[relativa1]

FUNCIONARIA PRÓSPERA 

Durante su cargo como presidenta del ente, Yolli "N" percibió un sueldo mensual de 58 mil 396 pesos desglosados de la siguiente manera:

Por ingresos, de 42 mil 156 pesos; por compensaciones, 15 mil 242 pesos; por gratificaciones, 9 mil pesos; por bonos, 2 mil 078 pesos; por apoyos económicos, 417 pesos y 108 pesos por concepto de despensas.

De esta manera, la presidenta del IVAI percibió 700 mil 752 pesos anuales, es decir una cantidad insuficiente por sí sola para liquidar el pago de todos los inmuebles.

Entre las reglas del fraccionamiento, ubicado en medio del espesor del Bosque de Niebla, destaca la de no adquirir los lotes a través de fondos de vivienda, sino mediante un trato directo con el desarrollador.

En una investigación realizada, en La Orduña el precio mínimo por metro cuadrado asciende a 2 mil 500 metros y por lo tanto, por un terreno de 190 metros cuadrados, el precio asciende a 475 mil pesos.

El comprador puede además adquirir un terreno mejor ubicado, más amplio y con vista panorámica, igual a un precio de 2,500 pesos el metro cuadrado por un espacio de 400 metros cuadrados. De este modo, el precio total del lote asciende a 1 millón de pesos.

El costo incrementa en el caso de los "campestres", es decir, lotes de entre 600 a 400 metros cuadrados, y en donde el precio por metro cuadrado asciende a entre 2,700 a 3 mil pesos.

De este modo, por un "campestre", el cliente puede pagar cerca de 2 millones 400 mil pesos.

Para contratar, la inmobiliaria solicita un enganche del 50 por ciento del costo de la propiedad y de ahí, se concede al comprador un plazo de entre 12 a 24 meses, con una tasa de interés.

En el caso de los terrenos, cuentan con servicios municipalizados, y por lo tanto el comprador decide construir o no en el lugar.

[relativa2]

ACUSACIONES DE DESVÍOS

El pasado 26 de marzo, Yolli "N" concluyó un ejercicio de siete años como consejera, y a partir de 2015, comisionada, del Instituto Veracruzano de Acceso a la Información.

Designada por el Congreso el 26 de marzo de 2014, se integró a un colegiado conformado por José Luis Bello Bueno y Fernando Aguilera de Hombre.

El 15 de abril de 2015, Yolli tomó distancia de Bueno Bello y el 3 de agosto, asumió el cargo de presidenta del Instituto.

El desempeño de la expresidenta lo denunció el Contralor Interno Alfonso Velázquez Trejo, quien documentó los presuntos excesos de la comisionada en las compras del ente garante.

Por ejemplo, por concepto de boletos a España, donde la comisionada presidenta acudió al Congreso Internacional “Cuestiones Actuales en Materia de Protección de Datos”; el IVAI pagó 20 mil 500 pesos.

Además, entre 2017 y 2018, la presidenta visitó Zacatecas, Ciudad de México, Coahuila, Tlaxcala, Guerrero, Jalisco, Baja California Sur, Hidalgo, Tabasco, Oaxaca, Guanajuato, Querétaro, Yucatán, Morelos, Sinaloa, Estado de México, Puebla, Tamaulipas, Durango, Quintana Roo y Chiapas con cargo a las finanzas del IVAI.

El IVAI pagó además facturas de restaurantes de lujo en Ciudad de México. 

En mayo de 2017, Yolli presentó gastos por 945 pesos por un esquite mexicano con pollo, un esquite negro y un esquite regular de un negocio con domicilio fiscal en Coyoacán.

Además, el Contralor del IVAI denunció un presunto desvío de recursos públicos por la presunta "aviadora" en el IVAI, de nombre Mildred Guevara, auxiliar administrativo.

La trabajadora cobró del 2018 a mayo del 2019, la cantidad de 12 mil pesos mensuales sin evidencia de su asistencia al centro de trabajo. 

En el caso de otro supuesto aviador, Rogelio Torres, Director de Transparencia, cobró entre septiembre del 2018 a mayo del 2019 un total de 17 mil pesos mensuales, tampoco sin evidencia de su asistencia al citado centro de trabajo.

El 22 de enero de 2020, en su comparecencia ante el Congreso del Estado, el presidente del IVAI, José Rubén Mendoza Hernández acusó que el Contralor Alfonso Velázquez Trejo sustentó con información falsa la denuncia de plazas en poder de “aviadores” en el citado órgano garante.

"La denuncia se da porque dicho documento, que se le califica como falso, de acuerdo a la secuencia de capturas fotográficas del video de seguridad; en esa fecha y a esa hora jamás se apersonó el personal del órgano interno de control al área o a las tareas que hace mención en las tareas que estuvo presente", indicó Rubén Mendoza, quien renunció el viernes 28 de marzo a su cargo.

[relativa3]

IVAI SE QUIEBRA

Con la detención de su extitular ocurrida la semana pasada y las renuncias de dos de los tres integrantes del Pleno, el Instituto Veracruzano de Acceso a la Información, Transparencia y Protección de Datos Personales (IVAI) atraviesa una fase de inestabilidad sumada a la acusación de excesos y delitos contra el servicio público de la comisionada expresidenta.

El jueves pasado, la Policía Ministerial detuvo a la exfuncionaria acusada de coalición, ejercicio indebido de funciones y abuso de autoridad en contra del patrimonio del IVAI, de acuerdo con el contenido de las carpetas FGE/FCCEV/3572019 y FGE/FECCEV/372/2019.

Yolli "N" ingresó al centro de reinserción social de Pacho Viejo, Coatepec; en donde el juez dictó medida de prisión preventiva. 

Unas horas después, el viernes 27, el presidente del ente de transparencia, José Rubén Mendoza Hernández, difundió en redes su renuncia y más tarde, el Comisionado Arturo Mariscal Rodríguez igual renunció al cargo.

Un día antes, el jueves 26, el Congreso designó con 34 votos a favor y once en contra a Naldy Patricia Rodríguez Lagunes como comisionada del IVAI.

En esa ocasión, diputados de Acción Nacional calificaron el nombramiento de Naldy Rodríguez como un “agandalle” del Poder Ejecutivo contra el IVAI, para aprovechar el enfoque mediático con la contingencia por novel coronavirus 2019.

En ese sentido, las renuncias de Arturo Mariscal y del expresidente Rubén Mendoza obligan a la Comisión Permanente de Acceso a la Información, Transparencia y Gobierno Abierto del Congreso emitir una nueva convocatoria, y un nuevo proceso de selección para cubrir las dos vacantes en el pleno del IVAI.

Lo anterior, de acuerdo a la Ley número 875 de Transparencia y Acceso a la Información Pública, además, como medida de la Emergencia Sanitaria, el periodo de carga de las obligaciones de transparencia se recorre del 1 al 31 de mayo para los 400 sujetos obligados en el estado de Veracruz.