Xalapa, Ver.- El Gobierno del Estado de Veracruz puso en marcha el programa “Acciones Emergentes por Contingencia Sanitaria (AECS)” que destinará 28 millones de pesos para apoyar a conductores de taxis y no concesionarios públicos, por las afectaciones a causa de la epidemia COVID-19.

El programa será encabezado por la Secretaría de Desarrollo Social (SEDESOL), en colaboración con la Dirección General de Transporte del Estado (DGTE), quien identificará a aquellos conductores que cumplan con los lineamientos de operación.

Los interesados en este beneficio deberán acudir a las casillas de atención que instalarán las Coordinaciones Territoriales, en horario de 09:00 a 17:00 horas y durante un periodo de 7 días naturales, a partir de la disposición de recursos financieros.

Asimismo, llenar el formulario de solicitud de apoyo y entregar la documentación siguiente: identificación oficial (original y copia), licencia de conducir tipo "A", CURP y un comprobante de domicilio con antigüedad de no mayor a tres meses.

La dependencia analizará los perfiles verificando que sólo sean empleados (conductores) de taxi y no concesionarios; ante ello enviará la relación al Banco del Bienestar para otorgar el apoyo económico, debiendo acudir el beneficiario a una sucursal con identificación oficial y número de orden.

Esta estrategia se une a las otras implementadas por el gobernador Cuitláhuac García como respuesta a las medidas sanitarias de confinamiento, que han vulnerado severamente la economía de este sector de servicios por falta de movilidad en la población.