Xalapa, Ver.- A pesar de la ley seca que se implementó en el municipio de Xalapa como medida para reducir el riesgo de contagios por coronavirus, consumidores buscan otras formas de conseguir alcohol, mientras que usuarios de la red social Facebook aprovechan para iniciar la venta de estos productos de manera clandestina a través de la plataforma.

Usuarios de Tepito Xalapeño, un grupo cerrado de Facebook, ofrecen botellas de licor con servicio de envío incluido, duplicando el costo de la botella y sin garantías de la calidad del producto.

Desde el pasado 10 de mayo el municipio determinó la suspensión de venta de alcohol durante los fines de semana y este viernes el alcalde Hipólito Rodríguez anunció que la medida se extenderá a lo largo del mes de junio.

 

 

En tanto que la venta de cerveza y alcohol se restringió de lunes a jueves de 12 del día a cinco de la tarde, y se suspende los viernes, sábado y domingo. También se pidió tener un control en la cantidad de alcohol que se ofrece a un solo comprador.

La medida que se ha replicado en otros municipios, busca impedir que la población no acceda a alcohol para organizar fiestas que provoquen aglomeraciones, con la finalidad de reducir los contagios en un estado que se convirtió en el más letal de la región sur del país durante la pandemia.

Eso abrió un nicho de mercado de venta clandestina para quienes se niegan a acatar la medida de prevención, ya que a través de redes sociales se facilita la comercialización de alcohol, duplicando el precio de cadenas comerciales o tiendas de conveniencia, incluso, la venta de cerveza artesanal que se cotiza hasta en 80 pesos la unidad.

El precio de una botella de Black&White, tiene un costo promedio de 170 pesos, Bacardí Blanco, que en tiendas de conveniencia se compra en 180 pesos, o Vodka grozky tamarindo que se cotiza 172 pesos, se vende en redes sociales en 350 pesos.

La compra de la botella incluye un agua mineral de dos litros, y el costo de envío a cualquier colonia de la capital del Estado.