Coatzacoalcos, Ver.- La crisis económica provocada por el confinamiento, ya comienza a agobiar a los propietarios de bares y cantinas de Coatzacoalcos, quienes este martes 16 de junio se manifestaron en los bajos del palacio municipal.

Eran por lo menos 50 empleados y dueños de negocios, los que además de solicitar a las autoridades municipales la reapertura, pidieron apoyos económicos y despensas para mantener a sus familias. Toda vez que desde hace más de dos meses tuvieron que cerrar sus puertas como medida preventiva para evitar contagios de covid-19.

“Algunos tenemos más de tres meses cerrados y ahorita ya nos volvieron a cerrar y nuestra economía está por los suelos, venimos a ver de qué manera nos pueden apoyar en el municipio o que nos den una fecha para abrir y más que nada que actúen porque los afectados somos nosotros, nos están echando el paquete de que somos los que más representamos el foco rojo pero pues vemos que no es así”, afirmó José González, dueño de un bar de en la zona Centro de Coatzacoalcos.

Los inconformes aseguraron que son más de 50 familias afectadas ante el cierre de estos negocios, y aun cuando están conscientes de acatar las indicaciones piden una fecha oficial para abrir de nueva cuenta.

“Venimos a hablar por nosotros y por la gente que esta atrás de nosotros que es la que tiene familia que mantener y viven al día, también nosotros se nos junta el pago del agua, luz y renta y tenemos que salir; esa es nuestra inconformidad”, agregó.

Por su parte, Maritza Martínez, encargada del bar Pico de Oro, denunció que pese a que acatan las medidas sanitarias el municipio nos los deja trabajar a comparación de otros establecimientos de los mismos giros que asegura están vendiendo -por debajo del agua-.

“Muchos negocios tienen abiertos sus locales y comprendemos la situación somos del mismo compañerismo, pero si nosotros estamos acatando las reglas que ellos igual lo hagan, llevamos tres meses con nuestros negocios cerrados; aquí hay dueños, encargados y hasta empleados y hay compañeros que no han tenido ni para comer”

Proponen que los dejen abrir tres días por semana

Aseguraron que lo único que piden son apoyos ante la falta de trabo, para poder pagar su luz, agua, y renta, y llevar algo para sus esposas e hijos.

Por ello, presentaron una propuesta a la autoridad municipal para que les permitan abrir sus negocios por tres días a la semana y así poder recuperarse de la crisis. 

“Tengo hermanos y están enfermos el dinero igual hace falta siempre, y yo hablo por todos porque todos somos trabajadores y necesitamos, el gobierno hasta ahorita no ha hecho nada por nosotros hablan y dicen y no dan nada, queremos hechos y no mentiras”, manifestó Rogelio Díaz León, trabajador.

Minutos después, fueron atendidos por el Secretario de Gobernación Noé García Joffre quien se comprometió a llevar su petición ante el cabildo y darles una respuesta pronta.