Xalapa, Ver.- El anuncio de una marcha “no pacífica” para exigir la reapertura de bares y gimnasios, paralizó la actividad comercial en el primer cuadro de la ciudad, pues algunos negocios optaron por no abrir durante la mañana de este jueves. Después del medio día, se di la apertura de los locales comerciales.

A través de redes sociales se anunció que este martes se organizaría una manifestación para exigir al municipio se permita la reapertura de negocios que bajaron las cortinas hace más de tres meses, como medida sanitaria por el virus Sars CoV-2. El anuncio, que nadie firmó, llevaba implícito un mensaje de violencia.

 

 

Pasadas las 10 de la mañana elementos de la Secretaría de Seguridad Pública, del grupo antimotines, hicieron presencia en las inmediaciones de palacio de Gobierno y en el Teatro del Estado, al lugar solo llegaron medios de comunicación.

Algunos dueños de bares y gimnasios se deslindaron del llamado y descartaron participar en la movilización programada para las 11 de la mañana, y aunque se implementó un operativo de seguridad, los supuestos manifestantes no se presentaron en el Teatro del Estado, que era el punto de reunión.

Con antelación, integrantes de Cámaras Empresariales hicieron un llamado a la autoridad estatal y municipal para reforzar las medidas de seguridad, pues el pasado mes de junio un grupo de anarquistas provocaron daños a negocios y bienes muebles del Estado, bajo el supuesto de exigir justicia tras el asesinato de Carlos Andrés Navarro.

Desde la tarde-noche del martes 01 de junio comercios decidieron instalar placas de triplay y plástico para resguardar los ventanales que, en la pasada marcha, fueron destruidos por los jóvenes encapuchados, y algunos negocios optaron por no abrir por un par de horas.