Coatepec, Ver.- Luego de tres días de perder contacto con él, el cadáver de un joven "apareció" dentro de un refrigerador en una vivienda del municipio de Coatepec.

El pasado domingo, testigos notificaron a las autoridades de un cuerpo sin vida dentro de un domicilio en la colonia Manantiales de Coatepec.

El occiso, José Ulises de 21 años, vivía en el cuarto y para subsistir se dedicaba esporádicamente a la albañilería.

Vecinos lo describen como una persona "tranquila" que deja en la orfandad a una niña, y que en el tiempo que habitó en el cuarto nunca mostró conducta sospechosa alguna.

Familiares demandaron por lo anterior justicia para el occiso, cuyo cuerpo fue levantado por Servicios Periciales y entregado a sus familiares.