La Auditoría Superior de la Federación (ASF) inició procedimientos para castigar y recuperar recursos desviados del Programa de Escuelas de Tiempo Completo perpetrado por exservidores de la administración pública de Veracruz.

Determinó que el extesorero de la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan) en el gobierno de Javier Duarte de Ochoa, Arnulfo Octavio García Fragoso, incurrió en una responsabilidad administrativa al no realizar un registro y control de las operaciones del programa con la Secretaría de Educación de Veracruz (SEV).

La ASF refiere que, durante el ejercicio de García Fragoso, el Gobierno Federal transfirió recursos por 204 millones 288 mil 866 pesos, aunque esta cantidad en ningún momento se depositó a cuentas de la SEV para el pago de las nóminas de los docentes.

Con lo anterior, la ASF inició un procedimiento para fincar responsabilidades bajo el número DGRFEM/D/092020/15/492, toda vez que no pudo solventar el pliego de observaciones PO0957/17 al concluir la cuenta pública 2015.

Además, la ASF inició el procedimiento para el fincamiento de responsabilidades resarcitorias DGRRFEM/A/08/2019/14/279 en contra Arnulfo García Fragoso por su omisión para administrar adecuadamente los recursos del Programa Escuelas de Tiempo Completo 2014, transferidos por la Secretaría de Educación de Veracruz a la Secretaría de Finanzas y Planeación.

Lo anterior por una cantidad de 260 millones 482 mil 171.70 pesos y que, durante la revisión de la ASF, el funcionario no proporcionó la documentación que permitiera constatar que, al 31 de diciembre de 2014, dichos recursos se encontraran devengados conforme a los objetivos del citado Programa.

Sumadas las dos cantidades dan un total de 464 millones 771 mil 038.48 pesos malversados y sin castigo.
Cabe referir que Arnulfo Octavio García Fragoso se considera prófugo de la justicia, toda vez que cuatro jueces de control de Pacho Viejo requirieron su detención y sigue sin ejecutarse.

Al extesorero, señalado incluso por el extitular de Sefiplan, Antonio Gómez Pelegrín, se le investiga por la retención de descuentos a los socios del Sindicato del Seguro Social de los Trabajadores de la Educación del estado de Veracruz (SSTEEV), pero estos nunca fueron depositados.

LOS DAÑOS DE DUARTE

En su informe especial "Fiscalización Superior Federal al Estado de Veracruz 2011-16" la ASF advierte de irregularidades con la administración del Fondo de Aportaciones para la Educación Básica y Normal (FAEB) y del Fondo de Aportaciones para la Nómina Educativa y Gasto Operativo (FONE).

Cabe referir que tras las auditorías realizadas a las Cuentas Públicas de 2011 a 2015, la Auditoría formuló ante la extinta Procuraduría General de la República (hoy Fiscalía General de la República) 45 denuncias de hechos por 17 mil 778 millones 202 mil pesos correspondientes al Gobierno del estado.

La Auditoría Superior de la Federación determinó que de 2011 a 2016 el Fondo de Aportaciones para la Nómina Educativa y Gasto Operativo (FONE) concentró el mayor porcentaje de observaciones a la cuenta pública con 19 mil 391 millones 107 mil pesos, equivalente a un 25.9 por ciento de los 74 mil millones de pesos sujetos a observaciones.

Lo anterior como resultado de cinco auditorías equivalentes al 2.2 por ciento de las revisiones realizadas al FONE y al FAEB.

En ese sentido de 2011 a 2014 en Veracruz aumentó el monto de los recursos auditados al FONE, a razón de 3.6 mil millones de pesos en 2011 a 5.1 mil millones en 2014; al año siguiente bajó el monto auditado tras la centralización del pago de nómina por parte de la TESOFE.

IRREGULARIDADES SIGUIERON CON YUNES

Por su parte el investigador de "México Evalúa" Marco Antonio Fernández Martínez, en el estudio "La impunidad en la nómina magisterial: Uso y abuso del Fondo de Aportaciones para la Nómina Educativa y Gasto Operativo", publicó que el Gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares también incurrió en irregularidades con el reintegro de los recursos ejercidos indebidamente durante la administración de Duarte de Ochoa.

El investigador citó que la Secretaría de Educación Pública (SEP) envió 68 oficios a 27 entidades para recuperar los 72 millones 723 mil pesos por el pago indebido de 2 mil 120 personas entre el tercer trimestre de 2016 y el primero de 2017 en todo el país.

En ese sentido el Gobierno del panista de 2016 a 2018 negó proporcionar la información relativa a la solicitud de reintegros a la Secretaría de Educación Pública (SEP) por 13 mil 511 millones 373.20 pesos.

Además, Fernández Martínez indicó que no existe información que el Gobierno de Veracruz haya llevado a cabo ejercicios de transparentar y verificar la presencia en sus centros de trabajo del personal registrado en su nómina de educación básica y normal.

Marco Antonio Fernández advirtió de una "triangulación" de los fondos educativos federales con el pretexto de "hacer frente" a la nómina educativa federalizada durante el gobierno de Javier Duarte.

El también académico del Tecnológico de Monterrey advirtió de la transferencia de recursos públicos a cuentas bancarias de particulares, el pago a comisionados sindicales, "aviadores" y trabajadores "fantasma".

Fernández Martínez a la vez incluyó la administración de Duarte de Ochoa en el listado de gobiernos con mayores irregularidades en el FAEB, con observaciones en 18 por ciento del monto; y estado de México con 17 por ciento. Siguen Oaxaca con 5 por ciento, Michoacán 5 por ciento, Chiapas 4 por ciento, Nuevo León 4 por ciento, Baja California Sur 4 por ciento y Morelos 4%.

Citó además que en Veracruz se destinaron 28.14 millones de pesos para el pago de comisionados con licencia o prórroga de esta, además entre 2015 y 2017 líderes de la Sección 32 del SNTE se beneficiaron de pagos indebidos con cargo al FONE con sueldos arriba de los 500 mil pesos por dos licencias de comisión.