Río Blanco, Ver.- A escasas horas de que se encontrará el cuerpo de un hombre ejecutado y embolsado en el municipio de Nogales, otro cuerpo fue encontrado envuelto en plástico y amarrado con cinta gris en el municipio de Río Blanco.

El segundo hallazgo fue reportado en la zona de la unidad habitacional Villas de San Javier III, en donde pobladores del lugar avisaron al número de emergencias 911 que al fondo de la calle 18 de Junio había un bulto envuelto en plástico del cual salía un líquido rojo, presumiblemente sangre.

Al lugar se trasladaron de inmediato elementos de Seguridad Pública del Estado, quienes confirmaron que cerca de donde se construyen nuevas viviendas junto al cerro del lugar había restos humanos en bolsas de plástico, por lo que el lugar fue acordonado y se dio parte a las autoridades correspondientes.

 

 

Al sitio llegaron más tarde elementos de la Policía Ministerial y personal de la Fiscalía, quienes procedieron a realizar las diligencias correspondientes por este hallazgo.

El cuerpo de esa persona fue levantado y trasladado al Semefo de Orizaba en calidad de desconocido.

El hallazgo de este cuerpo se dio a escasas horas de otro en circunstancias similares fuera encontrado en el camino viejo a Balastrera, en el municipio de Nogales, y a un día de que el gobernador estuviera en la zona encabezando las Mesas para la Construcción de la Paz y anunciará el reforzamiento de los operativos de seguridad debido a que en los escasos días que van del año y los últimos de diciembre del 2020 se presentaran varios hechos violentos.

Hasta este 9 de enero, en la región de Orizaba ha habido seis personas asesinadas, con las dos de este día en Nogales y Río Blanco.