Para la Iglesia Católica, la pandemia de Covid-19 sacó a la luz las deficiencias de los sistemas sanitarios para atender a los enfermos.

A través de un comunicado, la Arquidiócesis de Xalapa replicó el mensaje que el Papa Francisco realizó el pasado 20 de diciembre para la Jornada Mundial del Enfermo.

La Jornada Mundial del Enfermo se llevará a cabo el próximo 11 de febrero en medio de una crisis sanitaria que la iglesia califica como "sin precedentes".

En el comunicado se expresa que, en medio de la pandemia, los ancianos y sectores más vulnerables no tienen garantizado el acceso a tratamientos de salud.

Para el Papa Francisco, es una necesidad urgente que las autoridades inviertan recursos en el cuidado y atención a personas enfermas.

Sin embargo, también reconoció que la pandemia mostró la generosidad de agentes sanitarios, voluntarios, trabajadores, sacerdotes y religiosos.

Con base en expresiones del pontífice, estos actores ayudan al cuidado de enfermos con profesionalidad, abnegación y sentido de responsabilidad.