Cosoleacaque, Ver.- La detención de Rodrigo Alexander "N", presuntamente por portar dosis de droga en el municipio de Cosoleacaque, generó la movilización de familiares y vecinos, quienes bloquearon la carretera federal 180, a la altura de la colonia Chicozapote. Tres horas después fueron retirados por elementos de la Policía Estatal, lo que dio margen a un enfrentamiento.

Fue durante este sábado 23 de enero cuando mediante un recorrido preventivo, elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado (SSP) le marcaron el alto para una revisión a Rodrigo, quien viajaba en una motocicleta.

La ficha informativa a la cual se tuvo acceso indica que el hombre de 25 años intentó evadir la revisión tratando de huir, aunque metros adelante fue alcanzado y detenido. Al revisarlo se le encontró en su poder nueves dosis de estupefacientes y dinero en efectivo.

Ante tales hechos consecutivos de delito se materializó su detención y se realizó el aseguramiento del enervante y motocicleta, quedando a disposición de la Fiscalía.

Tres horas de bloqueo con fogatas en la carretera

Minutos antes de las 18:00 horas, al menos una veintena de hombres y mujeres, armados con palos y machetes, decidieron bloquear los dos carriles de la carretera federal, exigiendo la liberación de Rodrigo.

Durante el movimiento que generó una larga fila de vehículos y unidades de carga, los manifestantes agredieron a motopatrulleros de la SSP, quienes fueron los primeros respondientes e incluso les arrebataron sus unidades.

Incluso en algunos puntos prendieron fuego en medio de la carretera con bolsas y antorchas, aseguraban que si no se presentaba alguna autoridad estatal no se retirarían.

“Queremos saber dónde está Rodrigo, porque seguro que le sembraron la droga”, gritaban los manifestantes, al tiempo que pedían la presencia del gobernador o del alcalde de este municipio.

El enfrentamiento generó otras detenciones

Al filo de las 21:00 horas, decenas de elementos antimotines llegaron al punto de la manifestación a bordo de patrullas y se enfilaron a retirar a los manifestantes, quienes gritaban que se enfrentarían a los uniformados.

Formados marcharon hacia las personas cubriéndose con los escudos; por cada metro que avanzaban recibían piedras y palos que les arrojaban las personas.

De inmediato se generó un enfrentamiento entre ambos grupos, aunque los manifestantes fueron rebasados y no tuvieron de otra más que retroceder, aunque seguían atacando con piedras.

En el forcejeo y cruce de golpes, los policías detuvieron al menos a otras dos personas que de inmediato fueron subidas a las patrullas.

En tanto que los uniformados se mantuvieron en un punto con sus escudos hasta que se retiraran por completo los inconformes y se normalizara la circulación en ambos carriles del tramo carretero.

Más tarde se supo Rodrigo Alexander quedó a disposición de las autoridades, en tanto se compruebe su responsabilidad tras su detención.