Orizaba, Ver.- Dos días después de la agresión armada en la que murieron tres elementos de la Policía Estatal en Orizaba, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) asumió el mando de la Policía Municipal y detuvo a dos elementos de la corporación, tras un intenso operativo que inició en las primeras horas de este sábado 13 de febrero y que se prolongó varias horas.

Fueron al menos de 20 vehículos en los que arribaron los efectivos de seguridad de la SSP, Policía Federal y Guardia Nacional, quienes ingresaron a la inspección de Policía Municipal, para realizar la verificación del cumplimiento de la Licencia Colectiva para la Portación de Armas de Fuego.

 

La SSP indicó que de manera paralela al operativo de verificación, fueron detenidos dos oficiales de la Policía Municipal por su presunta participación en delitos contra la salud y ultrajes a la autoridad.

La detención de los policías municipales se realizó durante un recorrido por la calle Oriente 31 de la colonia CROM; los agentes fueron identificados como Juan N. y Juan Carlos N.

Fue el jueves 11 de febrero cuando un grupo de policías estatales fueron atacados a balazos a las afueras del SEMEFO de la ciudad de Orizaba, como resultado del atentado murieron 2 elementos policiacos en el lugar, mientras que otro falleció en el hospital horas después.

El presidente municipal de Orizaba, Igor Roji, confirmó que los 350 elementos de la Policía Municipal fueron trasladados al Palacio Municipal, en donde hasta esta tarde se mantenían custodiados por elementos estatales en espera de concluir la inspección.

Afirmó que el Ayuntamiento colaborará con lo que la autoridad estatal solicite, sin embargo, se mostró inconforme con el operativo realizado 

"Nosotros no nos negamos a esas investigaciones, es más, si me gustaría verlas y tratar de apoyar en ese tipo de investigaciones, lo que no me parece correcto es que el operativo que se hizo hoy nos haya llegado de esta manera, obviamente, más adelante daré a conocer todo lo que pasó allá a dentro, los daños que hay en la inspección de Policía".

"Siempre hemos tenido mucha colaboración tanto con el Secretario Hugo Gutiérrez, como con el Secretario de Gobernación Eric Cisneros, como con el Gobernador, yo creo que una llamada a las 7:00 de la mañana y decirme 'voy a tomar las instalaciones y necesitamos que entreguen las armas', hubiera sido más fácil y sin tanta preocupación para la ciudadanía", declaró.

Sin embargo, también confirmó que tanto el director de Gobernación como el Jefe de la Policía Municipal no se habían comunicado desde el inicio del operativo, pese a que también serían requeridos para acompañar las acciones.