Orizaba, Ver.-En medio de gritos demandando justicia, ciudadanos se manifestaron en el parque Apolinar Castillo para exigir que se libere a ocho personas de las que afirman se encuentran detenidas injustamente, entre ellos un menor de edad y un adulto mayor.


Los inconformes señalaron piden respeto a las autoridades y  al gobernador y a la fiscal general del estado y autoridades competentes la libertad “de las ocho personas que están detenidas injustamente”.


“Ellos son inocentes, hay pruebas, pero pedimos el apoyo para todas las familias por esta injusticia, sobre todo que hay dos jovencitas”, expuso una familiar.


La cuñada de José Rogelio, el tatuador que había sido reportado como desaparecido el 30 de marzo, señaló que ha habido irregularidades, pues a su cuñado lo sacaron de su local y hasta el día siguiente, a las 11 de la mañana, se comunicó con ellos para decir que había sido detenido y que con él estaban otras siete personas.


Indicó que incluso, la motocicleta de su cuñado se encontró estacionada frente a su local, ubicado en Madero Norte, pero en la noche se la llevaron policías.


Comentó que los demás familiares no pudieron acudir porque en la noche los citaron para estar en la audiencia a las 10 horas.


En el parque Castillo estuvieron también algunos amigos de Moisés y Raúl, de 17 y 19 años, y al menos 50 personas de Atzacan que fueron a refrendar la inocencia de Adriana Isabel, de 22 años, y de Gonzalo, un señor de 64 que la última vez que fue visto fue cuando acudió a dejar comida al estudio de tatuajes.


De los otros tres detenidos se desconoce de quiénes se trate.