Xalapa, Ver.- Autoridades del Gobierno de Veracruz y del gobierno federal escamotean a los cafeticultores, recursos por 400 millones de pesos, gestionados por el sector para implementar un plan de renuevo de plantación y de combate a la roya, que merma la producción de los cafetales.

Inconformes por esta situación, a las 10:00 horas de este lunes, los cafetaleros de la región llegaron a la plaza Lerdo, y bloquearon la avenida Enríquez, como medida de protesta ante el retraso en la entrega de recursos que fueron autorizados al estado desde el mes de julio.

Cirilo Elotlán Díaz, integrante de Consejo Regional de Productores de Café de Coatapec, dijo que el retraso en la entrega del recursos ya autorizado, es  “una cuestión descarada de bloquear el asunto porque desde el mes de julio convenimos con autoridades de la Sagarpa, que como no se podía aplicar este recursos vía reglas de operación, el recurso se repartió en tres parte: una por 120 millones de pesos dirigida al estado para el apoyo  de  productores de café de 1 a 10 hectáreas; otros 117 millones de pesos en Sagarpa para ser distribuidos a 90 mil cafetaleros; y 166 millones de pesos para armar un plan emergente de atención a la roya y de renovación de cafetales”.

“Es criminal la actitud que han tomado, porque los productores veracruzanos estamos ante un problema muy fuerte como es la invasión de la Roya. Estamos pidiendo el 30 por ciento de nuestra producción, y el 50 por ciento de nuestras plantaciones, y el dinero no llega”.

Elotlán Díaz dijo que dijo que la inconformidad entre el sector, se generó hace 15 días que “las autoridades no dijeron que ni el recurso del estado se podía tocar, y que en México solo iba a ser para quien no hubiera recibido ayuda de Procafé”.

Cirilo Elotlán, dijo que “de 90 mil cafetaleros, solo 58 mil productores iban a ser beneficiado”.

Tras diversas gestiones, se logró que el titular estatal, Manuel Martínez de Leo aceptara repartir un promedio de 120 millones de pesos asignados al estado entre los productores, liberando “un promedio de 500 pesos por hectárea”.

“Pero esto es un apagafuegos, y nos olvidaríamos de  283 millones de pesos que  se quedan atorados en la Sagarpa, y que ya están liberados, y que por caprichos de personal, se van a quedar  atorados en un subejercicio, mientras los productores nos morimos de hambre. Eso no puede ser”.

Los productores veracruzanos exigen que se programe la distribución de los 283 millones de pesos para que sean entregados al sector cafetalero cuando antes.