Córdoba, Ver.- La cafeticultura mexicana se encuentra en un momento crítico, al registrar una marcada caída en la producción, la desaparición de plantaciones, la infestación por roya y una nueva ola migratoria de productores hacia el norte del país, alertó Juan Camacho Reyes, promotor del café a nivel nacional a través de la revista especializada “Cafés de México”, durante su visita a Córdoba.

“Están volteando al café porque ya está muy mermada la producción, pero para lograr una mejor cosecha se deben renovar las 750 mil hectáreas sembradas del aromático y esperar hasta cinco años para obtener un grano bueno; eso costará mucho dinero pero se debe hacer porque el aromático es un producto que puede compensar la caída en los precios del petróleo”, enfatizó

El entrevistado sostuvo que el café es la segunda bebida más consumida en el mundo por lo que se le tiene que apostar en México por su rescate, pues cada vez la producción nacional cae de los 3 millones de sacos anuales, insuficientes para abastecer al mercado doméstico, lo que da paso a mayores importaciones del grano año con año.

Sostuvo que los productores de café han estado olvidados es hasta ahora que se “voltea” a ver al sector cafetalero, “porque nos hemos quedado sin café”.

“La visión de la gente encargada del café no ha sido la más adecuada, además no siempre llegan a tiempo los apoyos y cuando llegan en ocasiones ya es tarde, se va en contra de la temporada, del clima, con la roya se empezó en Chiapas, ahora tenemos Puebla, Veracruz, se ha extendido la plaga”, agregó.

Explicó que de acuerdo a su experiencia y viajes, cuando llegan a zonas productoras de Chiapas, Oaxaca, Veracruz, Puebla y San Luis Potosí, se encuentran a las mujeres trabajando en las tierras, esto tiene que ver con que los hombres de su hogar se han ido a buscar otro medio de subsistencia, muchos migran a Estados Unidos, otro de los temas que le “está” pegando al campo dado la importancia debida.

En una rueda de prensa en la que estuvo acompañado por Adrian Pérez Croda, director de Desarrollo Económico, así como José Ramón Sales Bueno, coordinador de Fomento Agropecuario y Gustavo Amieva Balmori, presidente del Instituto Cordobés del Café, se dio a conocer el avance del programa de desarrollo rural sustentable que mantiene el Ayuntamiento de Córdoba, con cinco líneas de trabajo: el trabajo productivo, infraestructura, capacitación, organización para la producción y sobre el medio ambiente y la conservación .

En Córdoba se ha avanzado en un 30 por ciento con la renovación de cafetales, pus un total de 1 millón 800 mil matas de café han sido renovadas, mientras que se trabaja con 17 viveros en comunidades. 

Avc