Xalapa, Ver.- Los casos de agresiones contra periodistas han reflejado un cambio en cuanto al agresor, pues antes el 80 por ciento de estos ataques provenía de funcionarios públicos, mientras que ahora representa tan solo el 20 por ciento.

Actualmente el 80 por ciento de los casos agresiones contra periodistas provienen de actores particulares, señaló la secretaria técnica de la Comisión de Atención y Protección a Periodistas (CEAPP), Namiko Matzumoto Benítez.

“Cuando iniciamos el trabajo en la Comisión teníamos una estadística más o menos en proporción de 80-20 en el sentido de que el 80 por ciento de las agresiones a periodistas venían de servidores públicos y en una gran mayoría concretamente de servidores públicos de la Secretaría de Seguridad Pública, y un 20 por ciento de las agresiones provenían de particulares. A tres años de la labor de la comisión el esquema se ha invertido; ahora tenemos un 80 por ciento en el que el origen de las agresiones tiene que ver con actos de particulares y sólo un 20 por ciento con acciones u omisiones de servidores públicos”.

En entrevista, precisó que este año hay una disminución en cuanto al número de medidas de protección implementadas por la CEAPP con respecto a 2014, pues mientras hace un año se contabilizaron 285 medidas preventivas y de protección, este 2015 se han registrado 27 medidas de protección para periodistas y ha integrado a 38 de ellos al programa Preventivo y de Seguridad.

En cuanto a los 38 periodistas integrados a este programa, la funcionaria indicó que se les brinda atención para el análisis de las amenazas y riesgos que presenta su labor y, a partir de entonces, se les brindan medidas de protección que incluyen botones de pánico, localizadores satelitales y redes de contactos seguros.

En ese sentido, aclaró que, si bien existen quejas por un retraso en los tiempos de reacción de los botones de pánico, aseguró que estos se refieren a aquellos aparatos que otorgan otros organismos de protección y no los de la CEAPP, pues aseguró que el monitoreo es constante y el tiempo de reacción de la Comisión es casi inmediata.

“Hasta el día de hoy todos los periodistas que se han incorporado a los esquemas de protección y de prevención de la Comisión, por fortuna en ningún caso se ha materializado la amenaza. En ese sentido, tanto las medidas de protección como las preventivas han tenido éxito”.

La mayoría de quienes están dentro de este programa, abundó Matzumoto Benítez, realizan su labor en la zona centro del estado que incluye la zona de Xalapa, Veracruz, Orizaba, Córdoba, entre otras. Además, el 90 por ciento de estos periodistas se dedican a cubrir la nota policiaca en el estado.

Sobre los avances que se registran en la garantía de condiciones para el ejercicio del periodismo, consideró que hay avances importantes como la capacitación en cuanto a las coberturas seguras para diversos ámbitos como nota policiaca o de conflicto social.

Además, ponderó los convenios de colaboración que se han establecido con instancias municipales, estatales y nacionales, a fin de crear marcos legales y redes de protección para los representantes de los medios de comunicación.

Namiko Maztumoto agregó que la Comisión ha pasado de ser un ente reaccionario a preventivo, por lo que se ha apostado a la capacitación tanto de periodistas como de funcionarios de distintos órdenes de Gobierno, a quienes se les ha mostrado qué significa la libertad de expresión desde el periodismo.

“Este año hemos capacitado a casi 800 servidores públicos de la Secretaría de Seguridad Pública y también municipales porque para nosotros es muy importante que los servidores públicos conozcan cuáles son sus facultades, cuáles son sus obligaciones en materia del ejercicio de la libertad de expresión y qué es lo que no pueden hacer”.

Por cuanto hace a los expedientes abiertos en este año, señaló que se han abierto 49 atenciones, 103 gestiones y 159 asesorías jurídicas y acompañamientos legales; es decir, 376 acciones en materia de atención, protección y gestión.

Recordó que la CEAPP es un organismo que actúa a petición de parte, por lo que no tiene facultades para iniciar de oficio algún expediente y necesariamente requiere de la aceptación del periodista para brindar su apoyo.

“Para que la Comisión intervenga en una situación para desplegar sus funciones el periodista debe aceptar esa intervención. No podemos actuar de oficio, también reitero que eso no quiere decir que la Comisión se quede de brazos cruzados esperando a que el periodista nos contacte”.

Avc