Veracruz, Ver.- La Fiscalía del Estado no ha recibido ni un “jaloncito de orejas” por la atención que lleva el caso del activista y periodista, Moisés Sánchez Cerezo, aseveró el fiscal Luis Ángel Bravo Contreras.

El funcionario estatal presumió que es tanta la vigilancia por otros organismos que no da pie a mala atención al caso.

“Tenemos al alto comisionado de las Naciones Unidas, tenemos a la Comisión Nacional de Derechos Humanos y a la Procuraduría General de la República revisando cada pasito de los que da la fiscalía estatal y nunca ha recibido un jaloncito de orejas, estamos haciendo lo correcto y me siento tranquilo”

Y es que el hijo del periodista asesinado, Jorge Sánchez Ordoñez, recordó hace unos días, que el caso de su padre sigue sin esclarecerse y con muchas dudas por las investigaciones a cargo de la fiscalía que dirige Bravo Contreras.

Desde el reporte de desaparición hasta la fecha, la fiscalía ha perdido pruebas de los presuntos culpables como también rastro del principal sospechoso de la familia, el ex alcalde de Medellín, Omar Cruz Reyes.

“Si se llegó a probar que esa sospecha tenía cierto grado de fundada, razón de que había diferendos entre el alcalde y Moisés. Pero finamente, cuando cae un autor material confeso en el Ministerio Público volvió a mencionar el móvil del caso, pero librada por el alcalde Omar Cruz, en razón de eso se ha venido sosteniendo esa hipótesis al alcalde”

A un año de la desaparición y asesinato, la familia vive con temor a represalias por el ex alcalde que continúa prófugo de la justicia.

Además, mencionó que uno de los implicados en el secuestro y homicidio de Moisés Sánchez, corroboró la participación del aún ex alcalde de Medellín, Omar Cruz, por lo que siguen tomándolo en cuenta como autor intelectual del crimen.

De la posibilidad de que Omar Cruz Reyes, regrese como alcalde de Medellín de Bravo, el fiscal respondió que no está en sus manos dicha situación, sino en las del Poder Judicial Federal.

Avc