Xalapa, Ver. La Secretaría de la Defensa Nacional entregó al gobernador Javier Duarte de Ochoa una lista con los nombres de 20 periodistas que presuntamente están en las nóminas del crimen organizado, afirmó el periodista Ricardo Ravelo, director de la revista Variopinto y experto en temas de narcotráfico.

En la presentación de su nuevo libro, "Ejecuciones de periodistas, los expedientes", el ex reportero de Proceso afirmó que el gobernador conoce también que son esos periodistas los próximos a ser asesinados.

"Son 20 reporteros de todo el estado que están cobrando directamente de los Zetas, del Cártel de Jalisco Nueva Generación entre otros grupos criminales que están operando en el estado", dijo.

Ravelo Galo aseveró que el periodismo no podría ser la excepción tomando en cuenta que el hampa ha trastocado varias esferas.

El también autor de "Osiel, vida y tragedia de un capo" sostuvo que la corrupción entre los periodistas existe y de ello se desprenden algunas ejecuciones a periodistas.

"Es doloroso es bastante difícil abordar el tema, el libro se trata de aproximar a una verdad difícil".

El ex reportero de Proceso aseguró que su nuevo libro permite y da pie a la reflexión de un escenario complicado no solo en Veracruz sino en todo el país, como es la infiltración del crimen organizado en los medios de comunicación.

"Sí a muchos reporteros los mataron, lamento mucho que la autoridad no haya explorado la parte que tiene que ver con el trabajo periodístico pero también lamento que la impunidad reine, se imponga".

Señaló que la pieza trata de empujar a la autoridad a revelar qué pasó con los asesinatos de la docena de periodistas que atrajo la Procuraduría General de la República.

"Nadie se ha pronunciado en ningún sentido y me parece que el silencio no abona a ninguna causa buena. Hay que pugnar que se aclare, y se aclare lo que tenga que aclararse".

El libro, "Ejecuciones de periodistas, los expedientes" fue presentado por Alberto Olvera, investigador de la UV, y los periodistas Ignacio Carvajal y Noé Zavaleta.