Xalapa, Ver.- El Gobierno del Estado defraudó a más de 570 obreros y cañeros del Ingenio San Francisco, en el municipio de Lerdo de Tejada, al crear en 2015 el Fideicomiso Público de Administración Adelante, con una inversión de 30 millones de pesos para rescatar la factoría, sin embargo nunca invirtió los recursos.

Este miércoles cientos de ex obreros se manifestaron cerrando la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan), para exigir el pago de este recurso para reactivar el ingenio, y también el pago de 27 millones de pesos por apoyos prometidos en 2015.

El ingenio propiedad de grupo Gargonz, se declaró en quiebra técnica en octubre del 2013, luego de dos años cerrados. Cabe destacar que en su quinto informe de gobierno, el gobernador Javier Duarte de Ochoa detalló que se tomaron acciones para reactivar  la fuente de ingresos y evitar que diez mil familias fueran afectadas en su ingreso y se creó el fideicomiso  encaminado a operar la zafra 2015-2016.

Según consta en el informe http://quintoinforme.veracruz.gob.mx/Informe/#78, este fideicomiso era el soporte para el desarrollo económico de la región, y permanencia de esta industria al crear más de 137 mil empleos en el municipio de Lerdo de Tejada y municipios aledaños.

La reactivación del ingenio también formó parte de la promesa de campaña del ahora diputado federal por el distrito de San Andrés Tuxtla, Jorge Carvallo Delfín, sin embargo los recursos nunca llegaron.

“Nos vamos a quedar hasta que paguen”

Los ex obreros llegaron cumplieron diez horas de bloqueo a las cinco de la tarde de este miércoles y advirtieron medidas radicales: “No nos vamos a ir hasta que nos paguen, venimos dispuestos a todo, ya basta de mentiras, venimos dispuestos a estar dos o tres días, lo que sea necesario, pero no estamos dispuestos a que nos tomen el pelo otra vez”.

Alrededor de las dos de las tarde bloquearon la avenida Ruíz Cortines, frente a la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan), cuando la mesa de diálogo establecida con la Secretaría de Gobierno, les pidió regresar hasta la próxima semana.

El obrero Guadalupe García Sandoval, afirmó que en su poder tienen la cuenta liquidadora del ingenio, donde ya hay 27 millones de pesos que forman parte del pago de deudas y apoyo a obreros por el cierre del ingenio, y fueron presupuestados por el Instituto Veracruzano de Bioenergéticos (Inverbio), sin embargo gobierno del estado los intenta ocultar para no pagarlos.

El Fraude del fideicomiso

El decreto que crea el fideicomiso fue publicado  el 11 de febrero del 2015 (http://www.segobver.gob.mx/juridico/decretos/Gaceta216.pdf), y señala, entre otras cosas, que el fideicomiso se integrará con aportaciones del fideicomitente único  que era gobierno de estado, y con los rendimientos que se obtengan de la inversión de los fondos líquidos del fideicomiso,  además de rendimientos de la zafra, entre otros.

En la  creación de este fideicomiso, en febrero del 2015, estuvieron presentes Carlos Blackaller Ayala, presidente de la Unión Nacional de Cañeros CNPR, el gobernador  Javier Duarte y Ramón Ferrari Pardiño, de la Sedarpa.

Sin embargo, el fidecomiso nunca operó, nunca entregaron el dinero ni se reactivaron las operaciones del ingenio, aun cuando el titular de la Sedarpa dio por abiertas las puertas del ingenio, y aseguró que se iban a rescatar.

El 20 de junio del 2015, el diputado electo entonces, Jorge Carballo Delfín,  realizó un recorrido por las instalaciones del ingenio  (a las que llamaron Fideicomiso, junto al titular de la Sedarpa, Ramón Ferrari Partiño), incluso los obreros señalan que se hizo una misa para desear buena suerte en la apertura, pero todo fue una simulación.

“Todo fue pura mentira, el gobierno miente y miente, Carvallo nos agarró de pendejos”, señala uno de los obreros del ingenio.

Seis meses después, en septiembre del 2015, el titular de la Sedarpa,  volvió a anunciar que el ingenio sería uno de los primeros en venderse, y con ello se reactivaría la zafra 2015-2016, pero eso tampoco fue realidad.

Los fraudes y las deudas

El ingenio es propiedad de grupo Gargonz, del empresario Francisco García González, también dueño del ingenio El Carmen, y cuyo hermano está identificado como  Mariano García, quien en mayo del 2015 fue detenido en el aeropuerto de Toluca con una maleta con cinco millones de pesos, procedente de un vuelo con Xalapa.

Después del cierre en 2013, el dueño quedó a deber más de 70 millones de pesos en salarios caídos y prestaciones labores pendientes.

Por estos hechos los obreros y transportistas establecieron una demanda en la Junta de Conciliación y Arbitraje federal, que continúa su curso hasta la fecha.

Avc