Tamiahua, Ver.- El municipio de Tamiahua se convertirá en el primero en exigir una prueba con resultado negativo a Covid-19, no solo para quienes pretendan visitar la ciudad, sino también para aquellos que transitan por el mismo.

Lo anterior fue confirmado por la propia alcaldesa, Citlalli Medellín, quien reconoció que los casos han aumentado de la mano del alza general que se registra en todo el país y que mantiene a Veracruz a punto de volver a semáforo rojo.

La alcaldesa refirió que si bien se mantuvo una política de restricciones durante ocho meses -a partir de marzo del 2020- las cifras que alcanzó el municipio fueron de solo 16 casos durante ese tiempo; no obstante, a raíz que se permitió la entrada de visitantes, la cifra se disparó a 60 a la fecha.

Ante ello, los accesos al municipio contarán con módulos especiales para la aplicación de las pruebas rápidas, que tendrán un costo de 800 pesos, pero el ayuntamiento brindará un subsidio del 50 por ciento. En caso de haberse realizado la prueba recientemente, solo deberán presentarse los resultados.

 

“Se han aplicado pruebas masivas para que no se colapse el servicio médico de Tuxpan y de Poza Rica, porque dependemos de ellos”.

 

Como el municipio no tiene un hospital o servicio médico para atender casos de COVID, aseveró que por ello mantendrán filtros sanitarios durante 2021.

Añadió que en 2020 invirtieron 6.5 millones de pesos en acciones para la pandemia del Fondo de Aportaciones Múltiples (FAM) y del Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de los Municipios (FORTAMUN).

Citlalli Medellín confirmó igualmente que el municipio continuará aplicando multas para todos aquellos que se nieguen a usar el cubrebocas en espacios públicos.

 

OTROS MUNICIPIOS CON RESTRICCIONES

El puerto de Veracruz ha efectuado diversas acciones que buscan frenar la ola de contagios del coronavirus, al ser esta un área de alta incidencia.

Al respecto, desde el inicio de la pandemia, el alcalde Fernando Yunes Márquez ha dispuesto de algunas medidas que incluyen el cierre de vialidades, principalmente en el centro de la ciudad, independientemente de las acciones lanzadas desde el gobierno del Estado.

Igualmente, en el municipio de Boca del Río, a cargo de Humberto Alonso Morelli, actualmente está ordenado el cierre de antros, bares y salones de eventos durante el tiempo que dure el semáforo naranja.

Asimismo, en otras actividades como la hotelería, los restaurantes, plazas comerciales y comercio al por menor, se permitirá solo un aforo del 50 por ciento; en tanto que en talleres y agencias automotrices, será del 75 por ciento.

Diversas ciudades han aplicado a la fecha restricciones principalmente en movilidad, con el cierre de calles en los alrededores del centro, así como buscar que el transporte público trabaje solo a la mitad de su capacidad.

Veracruz tiene, con corte al 02 de febrero, un acumulado de 51 mil 246 casos en 209 de los 212 municipios, lo que lo coloca a punto de volver a semáforo rojo.