Veracruz, Ver.- Aun sin concluir el proceso electoral interno para el registro de candidatos, en el municipio de Boca del Río los partidos políticos muestran claridad en la designación de los perfiles que abanderarán a cada alianza en las votaciones, al registrar en cada bando un solo precandidato.

Por parte de la alianza opositora que integraron el PAN, PRD y PRI, figura el panista Juan Manuel de Unanue Abascal, actual diputado local con licencia, en un segundo periodo legislativo en el Congreso del Estado.

En tanto que el partido Morena, encabezando la alianza con PT y PVEM, tiene como única precandidata a Nena de la Reguera, madre de la actriz Ana de la Reguera, quien no cuenta con algún historial político.

En el caso del PAN, que designará las posiciones de la alianza en el municipio de Boca del Río, su proceso para designar a un candidato será a través del voto directo de militantes activos, en este caso la convocatoria será declarada desierta, en favor de Unanue.

Mientras que en el caso de Morena podría ocurrir lo mismo, aunque en este caso el partido determinó utilizar el método de la encuesta, como el proceso para determinar quién es la candidata o candidato que le conviene, con base a la preferencia se militantes y simpatizantes.

¿Quién es quién?

En orden alfabético Juan Manuel de Unanue Abascal, precandidato panista, es el primero en aparecer en la lista de aspirantes a la alcaldía de Boca del Río. 

En la administración pública ocupó el cargo de subdirector de Comercio entre el 2008 y el 2010, posteriormente fue designado como Director de Desarrollo Social entre el 2014 y el 2017, en ambos casos la administración estuvo a cargo de Miguel Ángel Yunes Márquez.

En 2016 fue postulado por su partido a las elecciones locales por el cargo de diputado en el distrito XVI, en el que fue reelecto en el 2018 y que actualmente ocupa con licencia.

En su paso por la legislatura local, el panista figuró en el primer periodo como presidente de la Comisión de Vigilancia del Congreso del Estado, posición que lo ubicó como uno de los encargados de revisar las cuentas públicas en el gobierno de Javier Duarte de Ochoa.

De Unanue es licenciado en Derecho por la Escuela Libre de Derecho de la Ciudad de Veracruz, además de participar en la iniciativa privada como empresario, lo que le ha valido la simpatía de organismos empresariales de la zona conurbada.

Por su parte, Nena de la Reguera, única precandidata de Morena a la alcaldía de Boca del Río, es una mujer reconocida en altos círculos de la sociedad jarocha. Fue reina del Carnaval de Veracruz en 1969, un año después señorita Veracruz.

Actualmente cuenta con una escuela en la que ofrece cursos de imagen, color y estilo, entre las clases que imparte destacan las de etiqueta social, caminado y postura, así como maquillaje, relaciones humanas y estilo.

Además, ha sido columnista, conductora de televisión y radio en programas locales, abordando las temáticas que imparte en sus clases.

Nena de la Reguera es madre de a actriz Ana de la Reguera, quien a la par de su carrera artística ha emprendido proyectos de altruismo y difusión cultural, vinculada en varias ocasiones con la clase política, luego de una relación sentimental que sostuvo con el extitular de la Secretaría de Finanzas en el gobierno de Javier Duarte, Tomás Ruiz.

Boca del Río, la disputa por los votos y el presupuesto

A pesar de ser el segundo municipio más pequeño en extensión territorial de todo el estado de Veracruz, Boca del Río concentra un capital político y económico que cada año es asediada por todos los partidos políticos, pero que en los últimos 20 años se mantiene bajo el dominio panista.

Con 124 mil 181 votantes, la ciudad de Boca del Río cuenta con el séptimo padrón electoral más grande de los 212 ayuntamientos veracruzanos, de acuerdo con datos del Organismo Público Electoral Local (OPLE).

Es al mismo tiempo, la cabecera del distrito electoral XVI, que es integrado por cinco municipios, entre ellos Alvarado, la localidad en el estado con la mayor extensión territorial.

Boca el Río se encuentra al mismo tiempo en la lista de los 10 municipios con mayor presupuesto público anual; equiparable con ciudades con mayor extensión territorial y población como Córdoba y Orizaba.

Para el ejercicio fiscal del 2021, a Boca del Río le fueron asignados recursos por el orden de los 430 millones 831 mil 146.38 pesos, de acuerdo con lo publicado en el Decreto de Presupuesto de Egresos del Gobierno del Estado de Veracruz de Ignacio de la Llave para el Ejercicio Fiscal 2021, publicado en la Gaceta Oficial del Estado.

Entre las actividades económicas destaca la pesca, el comercio, el sector inmobiliario o de bienes raíces, así como el ramo empresarial y turístico, estos últimos los de mayor fortaleza y que tienen una incidencia importante en las decisiones políticas.

Dominio panista

El municipio de Boca del Río es gobernado por el Partido Acción Nacional (PAN) desde el año 1998, a la fecha, casi de manera ininterrumpida, ya que en el 2010 tuvo una breve alternancia de tres años encabezada por el PRI.

El perfil de los presidentes municipales que han encabezado el gobierno boqueño en la mayoría de los casos ha sido de empresarios o políticos afines con el sector empresarial, que tiene presencia con cámaras como la Coparmex, Canaco y Canacientra en la ciudad.

En este municipio, el grupo político encabezado por la familia Yunes se impuso desde el 2008, con la llegada a la alcaldía de Miguel Ángel Yunes Márquez, quien en dos ocasiones ocupó el mismo cargo.

La estructura panista se extiende lo mismo en colonias populares que en fraccionamientos residenciales. Actualmente, en su fuerza política destaca la posición que ocupa en la diputación local, la federal y la alcaldía con la mayoría de las posiciones en el cabildo.

Por su parte, el Movimiento Regeneración Nacional (Morena) cuenta con cuadros importantes entre sus militantes, como Carlos Morales Mar, fundador del partido y actual Director Corporativo de Operaciones de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), así como el cantautor Byron Barranco, quien es el autor del “Jingle Político” que utiliza el partido en cada proceso electoral.

A pesar de eso, no ha tenido éxito en sus participaciones en elecciones anteriores, en las que ha quedado relegado a ocupar la tercera fuerza política y lo más que ha ganado son dos posiciones en el cabildo de Boca del Río que cuenta con 13 espacios.