Veracruz, Ver.- Las noches de luna llena de julio a septiembre guían a las ejemplares hembras del cangrejo azul desde los manglares hasta el mar, a lo largo de toda la Riviera Veracruzana, reducto de una especie amenazada por el crecimiento inmobiliario y el aprovechamiento no regulado.

A diferencia de lo que muchos creen, el cangrejo no llega a la Riviera Veracruzana, vive en ella. La especie forma su hogar desde los manglares hasta las dunas costeras, desde el estero de Boca del Río hasta lo largo de la carretera que conduce a Antón Lizardo, en el municipio de Alvarado.

 

 

En temporada de secas, de noviembre a abril, los ejemplares se repliegan en los manglares de la Riviera, donde crean madrigueras en forma de túneles entre las raíces del mangle para escarbar hasta llegar al manto freático, con el objetivo de estar en contacto con el agua.

La temporada de lluvias los obliga a salir por dos factores, para reproducirse y porque el crecimiento de los niveles de agua provoca que sus madrigueras se inunden; de ahí también que se les conozca como cangrejos de tierra.

De julio a septiembre, las hembras ovadas del cangrejo azul salen de sus madrigueras para depositar sus huevos en el mar. Son el principal objetivo de la organización Earth Mission – anteriormente Comité de Vigilancia Ambiental de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa).

 

 

Según Sergio Armando González Rodríguezpresidente de Earth Mission, la organización instalará dos módulos en la Riviera Veracruzana durante los próximos tres meses para rescatar a los cangrejos de tierra de los cazadores y de la carretera federal 180, que atraviesa la zona.

Los módulos serán instalados en el estacionamiento del comercio conocido como "Superama" y en la entrada del fraccionamiento Lomas de la Rioja del 23 al 25 de junio y en los días cercanos a la luna llena de agosto y septiembre.

 

"Estos módulos van a tener la función de recibir a los cangrejos que los ciudadanos rescaten en la carretera y en sus albercas, jardines, de los fraccionamientos que están pegados al manglar", dijo.

 

PESE A VEDA, ESPECIE HA SIDO MERMADA

En 2016, se publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) el acuerdo por el que la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural a través de la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca) establece el período de veda temporal del cangrejo azul en el estado de Veracruz.

Según el acuerdo, la veda temporal para la pesca comercial del cangrejo azul en las aguas estuarinas y marinas de jurisdicción federal adyacentes al estado de Veracruz deberá llevarse a cabo del 15 de agosto al 30 de septiembre de cada año.

El acuerdo indica que la producción del cangrejo azul en Veracruz disminuyó de "manera drástica" desde 1996. La Sagarpa – llamada así en aquel entonces – consideró que el desarrollo urbano y turístico de la región disminuyó las zonas de reproducción de la especie.

 

 

La advertencia de la dependencia federal fue que la captura promedio de 1998 a 2014 disminuyó hasta en un 90 por ciento, con apenas un volumen de 60.7 toneladas de peso desembarcado con un valor aproximado de dos millones 400 mil pesos.

Para Sergio Armando González Rodríguez, la veda deja sin protección al cangrejo azul en julio y durante la luna llega de agosto, fechas en las que, aseguró, se corta el ciclo reproductivo de las hembras ovadas.

 

 

Desde el 2017, cuando Earth Mission inició con la colocación de módulos para el rescate del cangrejo de tierra, la organización logró la recolección de 31 mil 204 ejemplares, entre machos, hembras y hembras ovadas.

La cifra rescatada fue en aumento cada año, sin embargo, el presidente de Earth Mission argumentó que no se trata de una cuestión del crecimiento de la población del cangrejo azul, sino de la cantidad de voluntarios que se dedican a recolectar la especie.

 

LAS AMENAZAS

Para la organización Earth Mission, el cangrejo azul es amenazado en la Riviera Veracruzana por tres factores: el crecimiento inmobiliario, la Carretera Costera del Golfo número 180 y el aprovechamiento no regulado de la especie.

Sergio Armando González afirmó que la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) liberó permisos de construcción que devastaron el hábitat del cangrejo de tierra y de muchas otras especies de la zona.

 

"El cangrejo azul es una especie bandera, pero realmente hay muchas más especies afectadas por esta invasión, la principal razón es el crecimiento inmobiliario, la segunda razón es la carretera y la tercera es la explotación no medida, el aprovechamiento no regulado de esta especie", mencionó.

 

 

También hizo mención de la amenaza que representa la Carretera Costera del Golfo, que divide a la zona del manglar de la Riviera Veracruzana, en donde el paso de automóviles y camiones provoca que los cangrejos sean aplastados.

De acuerdo con el ambientalista, estas amenazas provocan afectaciones tanto al cangrejo azul como a otras especies silvestres, pues son ejemplares que naturalmente generan beneficios al ecosistema, al mangle en este caso.

 

"El cangrejo se alimenta de materia orgánica en descomposición, pueden ser hojas o excremento de animales; visualiza al cangrejo como si cada uno de ellos fueran barredoras inteligentes que andan en la casa recogiendo la basura, bueno, el cangrejo lo hace en el manglar", señaló.

 

González Rodríguez compartió también que el cangrejo azul sirve como eslabón alimenticio para mamíferos como el mapache, el coatí tejón, el zorro, los coyotes, nutrias y aves rapaces, que se ven afectados al no encontrarlos por la depredación que existe contra la especie.