Veracruz, Ver.- "Él significa que realmente los gatos abandonados no están solos", dijo Jerónimo sobre Kevin, uno de los gatitos que habitan en "Coatepecanes", el hogar temporal que fundó hace cuatro años.

"Coatepecanes" es una casa-hogar para perros y gatos en adopción ubicada en el municipio de Coatepec, a la altura de la Casa del Adulto Mayor.

En el marco del Día Internacional del GatoJerónimo Sánchez Reyes recordó cómo fue que rescató a Kevin hace tres años y medio.

Apenas unos meses atrás, el animalista había iniciado la labor de rescatar perros y gatos para darles atención y un hogar temporal mientras alguien los adopta.

El michi – como se suele llamar en México a los gatos – tenía solo tres meses de edad cuando el conductor de un automóvil lo atropelló dejándolo malherido en una calle.

Jerónimo recibió el reporte y, sin dudarlo, acudió al lugar para llevarlo inmediatamente a una clínica veterinaria donde el médico le realizó radiografías.

Los golpes por el atropello dejaron con una ligera deformidad en la cara a Kevin, debido a que uno de sus huesos se desubicó.

Además, fue encontrado con un cuadro crítico de sarna, por lo que estuvo en rehabilitación por aproximadamente tres meses.

"Kevin es un gatito que me marcó mucho en esta carrera de rescatista", quien a pesar de su cariño por el gato lo mantiene en adopción con la esperanza de que encuentre un hogar.

Sin embargo, a casi cuatro años de su rescateJerónimo y Kevin continúan a la espera de una "Karen" o un "Karen macho" que lo adopte.

"Tristemente la gente también suele ser un poquito despectiva respecto al gato; quiere un gato bonito, pachoncito.

Mi Kevin no tiene esas características físicas que la gente puede considerar bonitas", lamentó el animalista.

Kevin no está solo, pues tiene un lugar especial en el corazón de Jerónimo y un líder para la manada que habita en "Coatepecanes".

"En lo que me ha ayudado mucho Kevin es que viene siendo un maestro para cada gatito nuevo que llega, que ya se integró a la manada, por así decirlo.

Le enseña donde no se puede echar, donde no puede hacer del baño o donde no puede comer, cumple una función con los gatos nuevos que entran al albergue", compartió.

AMOR INCONDICIONAL POR LOS GATOS

Para Jerónimo hablar de Kevin fue un viaje al pasado, recordar a su madre y al gato de casa en la infancia.

"Cuando yo era pequeño mi madre tenía un gato que parecía una cosononona (sic) de seis kilos, él dormía conmigo y todas las mañanas me despertaba porque lamía mi cabeza", recordó.

El gato de su madre era su compañero, pero también se convirtió en el origen del amor por los animales.

"Mi preferencia por los gatos viene desde niño, me encantaba acariciarlos, verlos, escuchar su ronroneo, ver sus habilidades, observarlos; los gatos siempre fueron muy enigmáticos para mí", comentó.

Jerónimo encuentra una fascinación por los gatos en cada característica, ya sea en su singular porte, sus momentos cariñosos o sus repentinos desaires.

Pero su fascinación no es única, pues existen estadísticas que revelan el encanto que hay por los michis en el país.

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) indica que 887 sitios de México llevan en su nombre la palabra "gato".

 

"El gato es misterioso, es muy místico; son terapeutas, son excelentes acompañantes", expresó Jerónimo.

COATEPECANES, UN HOGAR QUE SALVA VIDAS

"Coatepecanes" es una asociación civil de Coatepec creada por Jerónimo Sánchez con la idea de que perros y gatos tengan un hogar temporal mientras son adoptados por una familia.

Actualmente, la asociación es hogar de 20 gatos adultos, una gata con cinco crías, una gatita de cuatro meses y cinco gatitos más que fueron abandonados.

"Nunca perdemos la esperanza de que se le encuentre un hogar amoroso a esos gatitos", compartió Jerónimo.

"Coatepecanes" también es la casa temporal de 13 perros, entre ellos una hembra madre de siete cachorros, dos ejemplares de raza pitbull y una perrita rescatada tras quemarse en un cañal.  

El animalista sabe que su misión es difícil, tanto como convencer a la gente de adoptar sin prejuicios.

"La cultura de la adopción demasiado permeada, la gente busca gato macho, no tenemos realmente una cultura de la adopción, buscamos siempre algo en particular", contó.

La asociación sobrevive con donaciones económicas y en especie de personas que apoyan a los animales, así como por eventos organizados por sus miembros.

Renunciar a la labor de ayudar a veces parece ser una opción, pero entonces voltea hacia Kevin, una fuerza moral que significa todo el esfuerzo detrás de "Coatepecanes".

"Cada que estoy a punto de rendirme miro a Kevin y es como si me dijera ´aquí estoy, sí se puede, sí puedes lograrlo, sí puedes sacar adelante a muchos gatitos más", finalizó.

Las personas que deseen realizar aportes a la asociación pueden hacerlo a través de la cuenta de Facebook, "Coatepecanes", o a través del teléfono 2287543270.