El exdueño de los Tiburones Rojos de Veracruz, Fidel Kuri Grajales, enfrentaría en libertad el proceso penal en su contra por su presunta responsabilidad en el delito de fraude por 139.2 millones en agravio de la Arrendadora Internacional Azteca SA de CV.

Fidel Kuri saldría de la prisión luego de que una jueza de control del Poder Judicial del Estado de México modificó la medida cautelar de prisión preventiva justificada por una fianza de 100 millones de pesos.

El empresario orizabeño y exdiputado federal también deberá presentarse una vez por semana ante el director general del Centro Estatal de Medidas Cautelares para hacer constar que tendrá su domicilio en la Ciudad de México.

Otra de las medidas cautelaras dictaminadas por la jueza de control es la prohibición de que salga del país sin autorización judicial, por lo que deberá entregar su pasaporte a la Secretaría de Relaciones Exteriores.

Kuri Grajales seguirá preso en el Centro Preventivo y de Reinserción Social de Almoloya de Juárez, en el Estado de México, en tanto no dé cumplimiento a la garantía económica que la jueza le impuso para continuar su proceso en libertad.