Veracruz, Ver.- Jesús Vargas, mejor conocido como "Don Chucho" reconocido gelatinero del puerto de Veracruz, fue atropellado por un vehículo de la marca T-suru color verde, mientras se encontraba trabajando.

 

Fue esta mañana del 26 de octubre sobre la calle 16 de septiembre a la altura del monumento a La Patria en el centro de la ciudad, los responsables de los hechos se dieron a la fuga.

 

 Don Chucho señaló que estaba cruzando la acera cuando el vehículo salió por la calle Mariano Arista, dio vuelta en la rotonda y lo impactó. 

 

El golpe ocasionó que la vitrina que ocupa para guardar sus gelatinas se quebrara, esto causó que el vidrio de la caja se rompiera y le cortara el brazo derecho.

 

Al lugar del accidente llegaron paramédicos de la Cruz Roja Y personal de Tránsito del Veracruz, quienes de inmediato le brindaron atención medica, ya que presentaba una considerable pérdida de sangre.

 

Posteriormente don Chucho fue trasladado a la Cruz Roja.

 

Jesús Vargas es un vendedor ambulante de gelatinas, desde hace 40 años recorre todos los días las calles del puerto de Veracruz vendido su producto, es reconocido por las personas que al diario lo ven cargando su pequeña vitrina llena de flanes y gelatinas que él hace de manera artesanal en su casa, esto como una forma de trabajo.

 

Todos los días sale de su casa a las 8 de la mañana hasta el medio día, posteriormente vuelve a recorrer las calles del centro en la tarde y parte de la noche hasta acabar su producto.

 

Es importante mencionar que recién este año, en febrero, otro comerciante, de 50 años, murió tras ser atropellado por una camioneta cuando caminaba por calles colindantes con la zona de mercados de Veracruz, en la misma zona centro donde fue atropellado don Chucho esta tarde.

El hecho se registró el 2 de febrero en la avenida Guerrera, entre Velázquez de la Cadena y Echeven.

 

De acuerdo con testigos, el presunto responsable del percance fue un joven que arrancó a toda velocidad su camioneta cerrada de color dorado, que se encontraba estacionada en la calle Echeven.

 

Al doblar hacia la avenida Guerrero atropelló al comerciante, que se mantuvo por algunos metros arriba del cofre hasta caer al pavimento.

 

Según los testigos, el conductor de la camioneta le pasó las llantas por encima para después huir por Velázquez de la Cadena hacia la avenida Allende.

 

Pese a que personas intentaron perseguirlo, el conductor logró escapar. Nadie alcanzó a ver las placas de la camioneta.

 

Al lugar llegaron paramédicos de la Cruz Roja para brindarle atención médica, sin embargo, sólo constataron que la víctima ya no tenía signos vitales.