No cabe duda que poner un arbolito de navidad en los hogares, aún en pandemia, trae mucha alegría y paz en las familias mexicanas, pero no olvidemos que en estas fechas incrementan los accidentes e incendios.

De acuerdo con la Asociación Mexicana de Rociadores Automáticos Contra Incendios (AMRACI), el 53% de los incendios se presentan en los hogares; de estos, cuatro de cada diez son ocasionados por cortocircuitos.

Dentro de las recomendaciones están:

-       Las luces navideñas deben contar con estándares de calidad y seguridad. Si ya las tiene revisar que no estén deterioradas

-       No sobrecargar los contactos eléctricos.

-       No dejas los enchufes en el suelo para evitar tropiezos

-       No utilizar fuegos artificiales

-       Al adquirir un árbol de Navidad natural, fijarse que esté fresco; colocarlo lejos de cortinas, calentadores, chimeneas y velas

 

 

Por recomendación, si vas a adquirir luces navideñas, figuras inflables y artículos decorativos, debes de asegurarte de que el empaque incluya la leyenda que rige al producto por la Norma Mexicana NMX-j-588-ANCE-2017, Productos eléctricos-artículos decorativos y de temporada-seguridad, la cual viene nombrada con la Norma Oficial Mexicana NOM-03-Secofi-2014, que avala que fueron sometidas a métodos de prueba y cumplen con ciertos requisitos para considerarse un producto seguro.

 

¿QUÉ HACER EN CASO DE INCENDIO?

En diciembre, las quemaduras en niños incrementan hasta 35% de acuerdo a la Secretaría de Salud (SSA). Para evitarlo lo recomendable es:

-       Nunca ataques el fuego con agua, pues podría ocasionar una descarga eléctrica.

-       Lo recomendable es usar un extintor de polvo químico seco.

-       En caso de no contar con uno, puedes utilizar arena para gato.

-       Conserva la calma y corta la corriente eléctrica y de gas para reducir su propagación.

En cualquier situación de emergencia es importante reportar al 911.